Temas Especiales

30 de Nov de 2020

Cultura

Panamá en el Air Force

El sueño americano es algo que muchos quisieran alcanzar. Pero el camino es largo y está colmado de tropiezos, lo que puede desvanecer e...

El sueño americano es algo que muchos quisieran alcanzar. Pero el camino es largo y está colmado de tropiezos, lo que puede desvanecer el más acérrimo de los optimismos. Pero no el de soñadores con tanta convicción como Raúl Changa, quien no desmaya en la persecución de sus ideales.

Raúl es un ejemplo digno de un panameño visionario que ha logrado obtener uno de los rangos más altos en las fuerzas armadas de los Estados Unidos. Él creció en el corregimiento de Parque Lefevre, donde transcurrió su infancia y adolescencia. Es egresado del Instituto José Dolores Moscote y luego de culminar sus estudios viajó a probar suerte a Estados Unidos.

EN ALAS DE UN SUEÑO

Nunca se ha desviado del norte de sus sueños. En 1995, luego calificar ante una serie de exámenes académicos, ingresó a las Fuerzas Armadas. Sin entrar en detalles confirmó que luego de obtener su licenciatura en criminología fue admitido dentro de las filas de las Fuerzas Armadas de los Estados Unidos.

Changa lleva 16 años de servicio. El desempeño de sus funciones no sido óbice para que lograra una maestría en información tecnológica. Ahora ostenta el cargo de capitán de las Fuerzas Armadas, en una de las bases más importantes: la del estado de California-Sacramento.

BAJO FUEGO

El panameño tuvo la oportunidad de servir en la guerra de Afganistán, como parte del operativo ‘Libertad Durarera’. Sería un de las pruebas más difíciles de su carrera: presenciar de cerca la muerte de varios de sus compañeros de armas. ‘Todo sea por perservar la seguridad de los ciudadanos, una misión y promesa que estamos dispuestos a cumplir con abnegación a riesgo de nuestras vidas’, detalló. Su padre es colonense y también perteneció al ejército de Estados Unidos. Sirvió en la guerra de Vietnam.

Cuando estaba por egresar de sus estudios de bachillerato, Raúl tomó la decisión de seguir los pasos de sus progenitor y de sus compañeros de uniforme.

Hazañas como las de Raúl, su padre y algunos de sus compañeros son recordadas durante el Día de os veteranos, donde se rinde homenaje a los soldados que han arriesgado sus vidas por la seguridad y honorabilidad de los Estados Unidos, al igual que en las paradas navideñas y de fin de año.

Fue precisamente en este evento donde tuvimos la oportunidad de conocer a Chang, quien fue ovacionado junto a sus superiores y subalternos, recibiendo toda clase de vítores, aplausos y felicitaciones durante los desfiles. Ahí también estuvieron presentes soldados veteranos que participaron en la invasión a Panamá, bajo la operación ‘Causa Justa’. Aunque no concedieron entrevistas, reconocieron lo difícil que fue para nuestro país superar esta situación. Añadieron que trabajaron arduamente en brindar ayuda humanitaria a los más afectados.

Algunos de estos veteranos que hoy son una inspiración para Raúl visitaron Panamá, como parte de la Operación: Causa Justa. Chang destacó la importancia de emular su ejemplo, incitando a los más jóvenes a continuar sus estudios y trabajar con gallardía para cumplir sus metas.

Chang es un panameño que ha colocado el nombre de su país en un sitial muy alto al ostentar el cargo de capitán en uno de los ejércitos más poderosos del mundo, desafiando todo pronóstico: solo un 3% de los estadounidenses, según nos manifestó, tienen la posibilidad de entrar a través de pruebas, exámenes de disciplina y capacidad académica al ‘Air Force’.