Temas Especiales

03 de Dec de 2020

Cultura

‘La memoria histórica en imágenes’

La historia no se conserva únicamente en textos escritos, también como audios o audiovisuales, testimonios de nuestra nación

‘La memoria histórica en imágenes’
La Cinemateca busca preservar y divulgar el acervo audiovisual panameño.

La memoria histórica de una nación está conservada no solo en textos escritos o audios, sino también en producciones audiovisuales. Para preservar esta memoria audiovisual, países como Francia, Cuba y Colombia, entre otros, han creado una institución especial. El término usado para referirse a ella es la cinemateca y Panamá está en el proceso de tener la suya propia.

En el año 2012 la Dirección de Cine del Ministerio de Industrias, amparados por la ley de Cine panameña, realizó un concurso en el que podían participar distintas organizaciones, las cuales presentarían un proyecto para la creación de la cinemateca de Panamá. Al proyecto ganador se le asignarían fondos del Estado para dar marcha a la creación de esta importante institución.

El proyecto del Centro de Imagen y Sonido (CIMAS) fue el elegido, y ahora, sus integrantes se encuentran gestionando el local en el cual se establecería la cinemateca, además de buscar el apoyo de instituciones como el Instituto Nacional de Cultura (INAC).

El proyecto se encuentra aún en su etapa embrional, inició en agosto del 2014 y espera tener asignado un local dentro de uno o dos años.

No obstante la cinemateca no es una idea extraña en el territorio panameño, nos cuenta uno de los miembros fundadores de CIMAS, Edgar Soberón.

El Grupo Experimental de Cine Universitario (GECU) contaba con una pequeña cinemateca, que sin embargo, buscaba separarse del GECU y tener su propio local. ‘En 1980 yo hice el contacto con UNESCO en París y enviaron a un especialista a que hiciera un estudio de factibilidad. Todo marchó muy bien, pero el gobierno panameño no asignó un local y si no te dan local, no te asignan fondos. Y todo se congeló’, dijo Soberón.

Luego en 1993 se fundó CIMAS, que es un archivo fílmico nacional e internacional. Y fue luego de alrededor de 20 años que apareció la ley de Cine panameña, la cual ahora asigna fondos ya sea para producción de cine nacional o para proyectos como la cinemateca. ‘Y en todo ese tiempo también hubo una campaña de sensibilización’, agrega Edgar. La campaña se hizo con el fin de crear conciencia de la importancia de preservar el material audiovisual, especialmente para los que trabajan en este sector.

¿Qué labor tendría la cinemateca panameña? Nyra Soberón señala que sería la de ‘preservar, conservar catalogar y divulgar el acervo audiovisual de Panamá’. Con esto hablamos de productos hechos en alta definición, videos, películas, etc., que tengan imágenes de Panamá, ya sea de producciones nacionales o internacionales. ‘Incluso aquellas que están ambientadas en Panamá, pero que no se filmaron aquí’, dice Edgar. La preservación también incluye los carteles, guiones de las películas y hasta el vestuario.

También se harían publicaciones, talleres, seminarios, cine clubes, con el fin de divulgar y de hacer conocer nuestra memoria fílmica. Y como una biblioteca, las personas pueden llegar a investigar y hacer uso del archivo de la cinemateca.

‘Todo país que tiene un vacío en su memoria histórica no se conoce. Y si no se conoce, no sabrá como proyectarse’, dice Nyra.