Panamá,25º

14 de Nov de 2019

Cultura

De la violencia del Chocó al escenario de la Bienal Internacional de Danza de Cali

Un grupo de 16 jóvenes del departamento colombiano del Chocó, fronterizo con Panamá, presentan este sábado en la Bienal Internacional de Cali "Revolución Pacífica"

Fotografía sin fechar, cedida por la Bienal internacional de Cali, en la que se registró al grupo Jóvenes Creadores del Chocó (Colombia), con su obra "Revolución Pacífica".EFE

Un grupo de 16 jóvenes del departamento colombiano del Chocó, fronterizo con Panamá, presentan este sábado en la Bienal Internacional de Cali "Revolución Pacífica", una obra que cuenta la forma de resistencia en la que viven los adolescentes de la región Pacífico.

Los "Jóvenes creadores del Chocó" presentarán en el Teatro Museo de la Tertulia de Cali un estilo de danza urbana exótica por el que están apostando fuerte en el departamento.

El grupo surgió en Quibdo, capital del Chocó, que tiene uno de los índices más altos de mortalidad y criminalidad del país, situación que golpea la vida de los jóvenes.

En esta localidad, de más de 100.000 habitantes y una de las más olvidadas por el Estado, los jóvenes y adolescentes también corren el riesgo de caer en bandas criminales, en las garras de la droga o en el alcoholismo.

"Más de 900 jóvenes están organizados en bandas criminales en un informe del 2016, lo preocupante es que también empiezan a haber niños y niñas en estas bandas. Esto es como una bomba de tiempo que en breve podrá explotar", aseguró a Efe la directora de "Jóvenes creadores del Chocó", Katherine Gil.

Agregó: "Aquí se ha naturalizado la criminalidad y la violencia, no hay instituciones fuertes para proteger a los adolescentes y los jóvenes que aquí viven".

POR UN FUTURO MEJOR

Para combatir todas estas dificultades la organización nació en el 2008 con la intención de crear espacios de convivencia pacífica y reconciliación mediante el arte y la cultura

En 2011, "Jóvenes creadores del Chocó" hizo un proyecto con una escuela en el que la danza tradicional y el teatro hicieron parte de la formación de más de 300 jóvenes, que desarrollaron sus emociones a través de actividades artísticas.

"Ha sido un proceso muy enriquecedor, lo mejor es la voluntad que tienen para cambiar, encontramos muchachos que saben que en cualquier momento los van a matar, van a ir a la cárcel o incluso al cementerio", dijo Gil.

VISUALIZACIÓN EN REDES

Hace unos meses los vídeos de estos jóvenes comenzaron a ser publicados en redes, donde se volvieron virales y tuvieron un triunfo basado en la constancia y el esfuerzo de superación en el que piensan día tras día.

"Estamos intentando sacar las ideas rítmicas a la calle, porque en la calle es donde está todo lo que afecta al desarrollo del mejoramiento de la calidad de vida de nuestros jóvenes" comentó.

Las transmisiones en vivo que hacen en cualquier barrio de Quibdó les permite hacer frente a la violencia y llegar a zonas donde han muerto jóvenes, pueden cruzar esa "frontera invisible".

Gil aseguró que "decidieron arrodillarse frente al arte para construir un proyecto de vida, para transformarse y para mirar otras posibilidades y alternativas de diálogos, como es el arte".

En Quibdó "las fronteras invisibles", jóvenes de un barrio que se enfrentan a otros hasta a veces llegar a la muerte, marcan la vida de los adolescentes que allí viven, aunque gracias a la música, la danza o el teatro muchos de ellos consiguen ver la otra cara de ese olvidado municipio.