Temas Especiales

31 de Mar de 2020

Deportes

Corrales y Osejo desafían la pesa

DAVID, CHIRIQUÍ. Luces multicolores, música y el rechinar de las máquinas de juego, trataban de causar distracción en la mente de los pu...

DAVID, CHIRIQUÍ. Luces multicolores, música y el rechinar de las máquinas de juego, trataban de causar distracción en la mente de los pugilistas, cuyos rostros presentaban la evidencia innegable de una ardua preparación, en sus ojos se leía la emoción por ingresar a la ‘Zona de Guerra’ mañana, sábado, en el gimnasio Los Naranjos de Boquete.

La cartelera ‘Zona de Guerra’, abrirá la temporada boxística en la provincia de Chiriquí, organizada por la empresa Promociones y Eventos del Istmo.

Ofrecerá siete combates, entre ellos el choque internacional entre Jezreel Corales y el nicaragüense Eusebio ‘Cascabel’ Osejo.

Los boxeadores que verán acción en la cartelera deberán superar hoy su cita con la báscula en la ceremonia del pesaje oficial.

Jezreel ‘El Invisible’, llegó temprano, quizás con la idea de echarle un vistazo y realizar un examen previo a Eusebio Osejo, su rival.

Corrales y Osejo chocarán por el título Fecarbox de las 126 libras del Consejo Mundial de Boxeo, lo harán en 10 asaltos.

‘El Invisible’, promete arrebatar el cinturón para dicha de los nacionales. Prometió un triunfo para los canaleros por cualquiera de las dos vías.

‘No digo que lo voy a noquear, el nocáut llega solo, pero el título está aquí’, dijo el pugilista.

En tanto, el nicaragüense en tono risueño, pronosticó la caída del panameño en el sexto asalto. ‘Yo sé lo que hago, lo dejaré vivir hasta el sexto asalto, luego lo noquearé’, afirmó Osejo.

En el choque coestelar, Carlos ‘Shangai’ Melo se medirá a Dirceu Cabarca; ambos en tono amigable aseguraron una pelea sin reservas, dijeron que darán todo en el ring para demostrar su poderío, su calidad.

En otro pleito, Brian De Gracia, el prospecto chiricano recién nombrado boxeador del año por la Comibox de Chiriquí, se enfrentará al peligroso ‘Nando’ Bailarín.

De Gracia prometió dejarle caer todo el peso de ‘La Roca’, su mote ganado por sus dotes de ponchador.