Temas Especiales

28 de May de 2020

Más Deportes

“Ferox” resultó ser mucha pieza ayer

PANAMÁ. El ejemplar norteamericano “Ferox”, con una magistral monta del fusta profesional Lorenzo Lezcano, se impuso en la versión IV de...

PANAMÁ. El ejemplar norteamericano “Ferox”, con una magistral monta del fusta profesional Lorenzo Lezcano, se impuso en la versión IV del Clásico Celestino Carbonell en una violenta atropellada, al batir a un selecto lote de ocho caballos, evento corrido ayer en la séptima carrera de esa programación.

Con este triunfo el alazán se anexa su primera carrera de esta naturaleza en su corta carrera, pero meritoria campaña en la pista del óvalo juandieño, con un potencial futuro dada su garra de corredor.

El ganador, que se desempeñaba entre las últimas colocaciones, fue avanzando gradualmente entre ejemplares, para mantener en la recta final una lucha con el caballo “Bonnano” al que dominó al acercarse la meta, siendo su único rival en la contienda.

Tras los antes mencionados arribaron “Sietestrellas” que brindó una gran presentación al disputar la vanguardia durante casi toda la prueba y ceder solo ante los dos primeros, luego cruzaban la meta “A Perfectavalentine” de la zaga y cerró el marcador “Almost Black”.

HEMENAJEADO CON DOBLE SATISFACCIÓN EN LA CARRERA

Para el agasajado Celestino Carbonell, además de sentirse honrado con la carrera a él dedicada, el triunfo del alazán “Ferox” le resultó de doble alegría, toda vez que el mismo es de su propiedad.

La hazaña la realiza por segunda oportunidad, ya que en la primera versión del cotejo también conquistó la victoria con su mimado “Spago” en el año 2005.

DIVIENDOS Y TIEMPOS

En la carrera que se desarrolló sobre 1,400 metros y bolsa de $12,400 “Ferox” paralizó las agujas del cronómetro en 1:25 4/5 luego de parciales de 22 3/5 los 400 metros, 46:0 para la media milla y 1:12 2/5 los 1,200 metros. Como favorito en las mutuas abonó $4.20.

ACTO DE PREMIACIÓN

En la ceremonia protocolar en el acto de premiación, el agasajado entregó el trofeo a su esposa Nereida de Carbonell.