Panamá,25º

17 de Nov de 2019

Economía

Sector agropecuario en Los Santos teme por fuertes lluvias

PANAMÁ. Productores de tomate y ganaderos de Los Santos, manifestaron su preocupación por las fuertes lluvias que durante los últimos dí...

PANAMÁ. Productores de tomate y ganaderos de Los Santos, manifestaron su preocupación por las fuertes lluvias que durante los últimos días han caído en diferentes sectores de la provincia, lo que afectará considerablemente la producción agropecuaria en esta zona.

Las fuertes lluvias que han caído en los últimos días han causado estragos en cultivos y en caminos de penetración, donde el agua ha hecho fango las vías de acceso por donde los santeños sacan sus productos hacia el resto del país.

AGUA Y SOL

Muchos productores han visto como producto del calor después de las intensas lluvias, los tomates recolectados y listo para la distribución se han deteriorado lo que representa una gran pérdida.

Algunos de ellos comentaron preocupados que sobre la difícil situación que está confrontando con la producción del tomate, ahora se suman estas lluvias inesperadas que han empeorado el panorama.

AFECTADOS

Marcelino Escobar, productor y dueño de camiones, indicó que en algunos sectores se ha tenido que utilizar tractores para sacar la producción, pues el mal tiempo ha impedido que los equipos rodantes entren.

Agregó que con las lluvias, también sen han visto afectados los productores de melón, sandía y la producción de sal.

En tanto, el ganadero Omar de León, indicó que en su sector también están preocupados, ‘pues ha comenzado a rebrotar el pasto por los aguaceros que cayeron, pero de no continuar el invierno; las reses que han perdido para este época el 25% de su peso, serán más susceptibles a desbarrancarse y morir’.

De León, sostuvo que si no continúan las lluvias y persisten el fuerte calor el forraje desmejora su calidad, por lo que los animales no lo comen, lo que contribuye a la pérdida de peso y desnutrición del ganado vacuno.

Al problema se suma la insatisfacción de los ganaderos por los bajos precios que le ofrecen los empresarios en la carne y leche para abastecer el mercado nacional, mientras que en los supermercados el mismo aumenta.