La Estrella de Panamá
Panamá,25º

17 de Oct de 2019

Economía

Crecimiento del PIB en 2018 no cumple con los pronósticos

La Contraloría reveló este viernes que la economía panameña creció tan solo 3.7% en términos del Producto Interno Bruto (PIB) el año pasado, cuando el Gobierno y los organismos nacionales calculaban al menos una cifra por encima del 4%

La entidad mide el comportamiento del PIB mensualmente

Después de años de boom económico, llegó el aterrizaje forzoso. La Contraloría General reveló que en términos de Producto Interno Bruto (PIB) el país creció un 3.7% durante el 2018, muy por debajo del pronóstico del Gobierno y de las entidades financieras internacionales.

En términos nominales, el monto total fue de $41,693.4 millones, un incremento de $1,478.7 millones en comparación al año 2017.

El Fondo Monetario Internacional (FMI) había calculado un crecimiento por el orden del 5% para el año que finalizó, mientras que la ministra de Economía y Finanzas, Eyda Varela de Chinchilla, había pronosticado un 4.2% en sus últimas declaraciones.

En el comportamiento de las actividades económicas relacionadas con el sector externo destacaron el Canal de Panamá, la Zona Libre de Colón y la intermediación financiera.

En el sector interno presentaron incremento las actividades de: comercio al por mayor y menor, construcción, inmobiliarias, transporte regular de pasajeros, telecomunicaciones, electricidad y agua, minas y canteras, enseñanza, salud privada, cría de ganado porcino y aves de corral y en menor medida otros servicios sociales y personales.

Pronostican recuperación para este año

ESTABILIZACIÓN

El Gobierno y organismos financieros internacionales pronostican una recuperación del crecimiento para este año, en base al inicio de exportaciones de la minera Cobre Panamá. Aún no se precisa la fecha exacta ya que en un evento previo la minera explicó que debían acumular suficiente inventario para el primer envío.

Panamá apuesta también a la estabilización de otros rubros para repuntar la actividad económica, entre ellos el turismo, la energía, el sector agropecuario y el de construcción. Además de mantener consistencia en una agresiva agenda de inversión pública en infraestructura.

El PIB para el cuarto trimestre mostró un comportamiento positivo de 4.0%, comparado con el período similar del año previo.

Sectores como la construcción, comercio y la intermediación financiera, acostumbrados a un dinamismo protagónico dentro de la actividad económica, crecieron más tímidamente durante el último año.

Las operaciones del Canal de Panamá crecieron 7.5% en este período, mientras que la categoría de transporte, almacenamiento y comunicaciones logró un 7.3%. El sistema portuario se dinamizó en 3.5%, debido al incremento en 1.7% de TEUs y del 6.1% en la carga general, informó el Instituto de Estadística y Censo.

En retrospectiva, hace diez años, los números de crecimiento del PIB marcaban 9.9%, pero según cifras oficiales, el PIB per cápita era menor. De un PIB per cápita de $6,127 en 2008, la cantidad asignada en 2018, al menos virtualmente para efectos estadísticos, fue de $10,025.40.

Por otro lado, la inyección estatal representó un dinamizador importante al asomarse la ralentización el año pasado. El Gobierno General aumentó en 8.4% su aporte, al registrar incrementos en las remuneraciones de algunas instituciones públicas, entre ellas el Ministerio de Gobierno, Seguridad, Educación, Salud y Municipios.

El crecimiento en 2017 fue de 5.4%, contrastando con la caída al 3.7% del año pasado, afectado en parte por la huelga del sector construcción de casi un mes y la caída del consumo en general.

El país pone sus esperanzas en el inicio de las exportaciones de concentrado de cobre por parte de la minera Cobre Panamá, que realizó como acto simbólico, su primera molienda el mes pasado.

La inversión privada, según la minera, supera los $6,300 millones, siendo la inversión privada más grande hasta ahora.