Temas Especiales

25 de Oct de 2020

Economía

Covid-19 afecta flujos de efectivo de emisores, pero será temporal: Moody's

Ser espera que para la mayoría de los emisores latinos el fuerte choque en el flujo de efectivo operativo se limite al segundo trimestre de 2020

Panorámica de la ciudad de Panamá
En Panamá, los flujos de algunas actividades de la economía están paralizados.  | Archivo / La Estrella de Panamá

Un nuevo informe de Moody's Investors Service señala que las dificultades relacionadas con la pandemia del coronavirus están afectando los flujos de efectivo de los emisores de infraestructura en América Latina, pero esto solo será temporal, ya que su naturaleza esencial contribuirá a la recuperación del flujo de efectivo.

El documento explica que muchas acciones de calificación negativas desde la propagación de la pandemia derivan de riesgos relacionados con los soberanos y sus respectivas acciones de calificación negativas en lugar de la calidad crediticia intrínseca de los emisores.

"Para la mayoría de los emisores latinoamericanos, como aeropuertos, sistemas de metro, autopistas de peaje, puertos y distribución de electricidad, esperamos que el fuerte choque en el flujo de efectivo operativo se limite mayormente al segundo trimestre de 2020 y experimente una lenta recuperación a partir de ese momento", afirma Bernardo Costa, vice presidente de Moody's.

Añade, además, que "los sectores afectados que prestan servicios esenciales, como las compañías de servicios públicos y de infraestructura, pueden beneficiarse de algún tipo de apoyo del gobierno debido a la importancia que las inversiones en esos sectores tienen para la recuperación económica posterior a la pandemia".

Destacó que las condiciones financieras se han vuelto más rígidas en la región y no se espera un acceso generalizado al mercado internacional por parte de los emisores sin grado de inversión. Sin embargo, los mercados locales de capitales y bancos siguen abiertos para la mayoría de los emisores de infraestructura, pero con costos más elevados, plazos más cortos y volúmenes más bajos.

De todos modos, Moody's señala que los emisores de infraestructura dentro de su cartera calificada han incorporado protecciones estructurales para preservar la liquidez, balances generales sólidos o ambos.

Para Moody's, a pesar del fuerte choque financiero y las devaluaciones monetarias desde el inicio de la pandemia, la cartera calificada de emisores de infraestructura tiene una baja exposición al riesgo cambiario.

En Brasil y México, precisa, los mercados locales tienen margen suficiente para permitirles a los emisores financiarse en moneda local. Mientras que en muchos otros países, como Chile, Perú, Colombia y Argentina, los mercados locales resultan insuficientes para financiar grandes proyectos de infraestructura, y se crearon marcos regulatorios con mecanismos que permiten a emisores muy grandes obtener ingresos en monedas fuertes.