Temas Especiales

04 de Apr de 2020

América

Pagaban para casarse y emigrar a España

MADRID. Un cura de origen colombiano figura entre los treinta y cuatro detenidos en la desarticulación de una organización que se dedic...

MADRID. Un cura de origen colombiano figura entre los treinta y cuatro detenidos en la desarticulación de una organización que se dedicaba a concertar matrimonios de conveniencia entre españoles e inmigrante clandestinos, la mayoría colombianos relacionados con el narcotráfico.

Entre los detenidos, además del sacerdote, una abogada y una funcionaria, figura también una cabecilla de esta red apodada “Claudia”, colombiana nacionalizada española, que se encargaba de arreglar los casamientos, informó la policía española en un comunicado.

Los inmigrantes interesados “pagaban entre 14,867 y 17,841 dólares por un matrimonio con un español para legalizar así su situación en España”, según la misma fuente.

Los clientes de esta red delictiva “casi siempre de origen colombiano y vinculados al tráfico de estupefacientes” contactaban a “Claudia”, quien se encargaba de buscar, generalmente en ambientes marginales, a una persona española, que se prestara al casamiento, normalmente a cambio de 4,460 dólares.

“Claudia” también se encargaba de buscar testigos para la boda, que cobraban unos 297 dólares, así como de hacer los trámites posteriores para lograr el permiso de residencia en España.

La policía considera que “Claudia” podría haber mediado en 56 matrimonios de conveniencia civiles en la localidad de Torrelodones, al noroeste de Madrid, y otros 22 enlaces canónicos en distintas iglesias madrileñas.

En total, creen que la red podría haber llevado a cabo más o menos un centenar de matrimonios “blancos”.