Panamá,25º

18 de Nov de 2019

América

Batista es arrestado e ingresa a prisión en Río

El multimillonario está acusado del pago de comisiones ilegales por $16.5 millones al exgobernador de Río de Janeiro, Sergio Cabral

El millonario empresario tenia una orden de captura desde la semana pasada por el caso ‘Lava Jato'.

El magnate Eike Batista, quien llegó a ser el hombre más rico de Brasil, fue arrestado ayer por la Policía e ingresado en una cárcel de Río de Janeiro, en cumplimiento de una orden de prisión dictada la pasada semana por su implicación en la trama de corrupción de la petrolera Petrobras.

Batista, de 60 años, fue detenido por agentes de la Policía Federal que lo esperaban en el aeropuerto internacional de Río de Janeiro, adonde llegó en un vuelo procedente de Nueva York, según EFE .

El multimillonario está acusado del pago de comisiones ilegales por 16.5 millones de dólares al exgobernador de Río de Janeiro, Sergio Cabral para adjudicarse contratos públicos y del manejo de información privilegiada para sus negocios.

El empresario fue declarado prófugo el jueves, cuando la Policía acudió a su domicilio para detenerlo y descubrió que se encontraba en Nueva York.

Las especulaciones sobre un supuesto acuerdo para entregarse se desataron en los últimos días y, antes de tomar el avión con destino a Río, Batista anunció anoche desde el aeropuerto de Nueva York su intención de colaborar en la investigación.

En el avión, según el portal O Globo , el empresario se mostró relajado y admitió que el esquema de corrupción ‘es mayor de lo que se imagina' y que eran los políticos quienes ‘presionaban' para conseguir comisiones ilegales.

Según la Fiscalía, para el pago de esas comisiones, Batista usó un contrato ‘ficticio' que simuló la compra de una mina de oro a testaferros de Cabral, en prisión desde noviembre por la creación de una ‘una organización criminal' que le permitió ocultar en cuentas en el exterior de hasta cien millones de dólares procedentes de sobornos.

LAVADO DE DINERO

Según el diario brasileño Folha de São Paulo , Batista utilizó un red de lavado de dinero en un entramado que vincula a Panamá y Uruguay.

Citando al Ministerio Publico Federal del país, el rotativo señala que los fiscales habían identificado una cuenta llamada Golden Rock, creada en el banco TAG Panamá, para realizar las transacciones millonarias, estas finalmente irían a otra cuenta, esta vez de la empresa Arcadia Asociados, en Uruguay.