La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

América

El vicepresidente de EEUU vuelve a posponer a enero su viaje a Oriente Medio

Pence iba a reunirse con el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en dos ocasiones, visitar el Muro de las Lamentaciones

El vicepresidente de EEUU vuelve a posponer a enero su viaje a Oriente Medio

El vicepresidente de Estados Unidos, Mike Pence, volvió hoy a posponer a enero su viaje a Oriente Próximo y Alemania a la espera de que el Senado vote la bajada de impuestos impulsada por los republicanos y de que merme el impacto de la decisión de reconocer a Jerusalén como capital israelí.

El viaje, inicialmente previsto para el pasado fin de semana y que ya había sido pospuesto para este martes, tendrá finalmente lugar en enero, informó la portavoz de Pence, Alyssa Farah.

Según el diario The Washington Post, que cita a funcionarios del Gobierno, el viaje se espera que tenga lugar finalmente en la semana del 14 de enero.

Pence, en su función de presidente del Senado, puede tener la llave ante un eventual empate a votos en la Cámara Alta sobre el plan fiscal que esté previsto que se vote precisamente para este martes, en caso de que fuera necesario un desempate.

Como la mayoría republicana es tan estrecha (52 a 48), Pence ya ha tenido que desempatar seis votaciones este año.

Los funcionarios que hablaron con The Washington Post también indicaron que el retraso pretende calmar los ánimos en el mundo árabe por la reciente decisión del presidente Donald Trump de reconocer a Jerusalén como capital de Israel y ordenar el traslado a esa ciudad de la embajada estadounidense, actualmente en Tel Aviv.

A raíz de esta decisión, el presidente de la Autoridad Palestina, Mahmud Abás, canceló su encuentro con Pence, algo que también hizo el papa de la iglesia ortodoxa copta de Egipto, Tawadros II.

Pence tenía programado salir este martes de Washington en dirección a Egipto para una reunión bilateral con su presidente, Abdel Fatah Al Sisi, antes de desplazarse a Israel.

En Israel, Pence iba a reunirse con el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, en dos ocasiones, visitar el Muro de las Lamentaciones, el Museo del Holocausto y dirigirse ante la Knesset (Parlamento).

Finalmente, Pence pretendía visitar la base militar estadounidense en Ramstein (Alemania).