Panamá,25º

21 de Nov de 2019

América

Prisión preventiva para militar por abuso de funciones en protestas en Chile

El ilícito ocurrió el 22 de octubre, después de cinco días de protestas, cuando el imputado disparó a la pierna a una persona que ya estaba reducida

Efectivos policiales chocan con manifestantes  frente al Palacio de La Moneda, sede del Gobierno en Santiago (Chile).EFE

La Justicia chilena ordenó este lunes la prisión preventiva de un militar imputado por abuso en sus funciones contra un manifestante al que disparó a quemarropa durante la vigencia del estado de emergencia decretado en la sureña ciudad de Concepción, en el marco de las protestas en el país.

La Corte de Apelaciones de esa ciudad, capital de la región de Biobío, a casi 500 kilómetros al sur de Santiago, estipuló admitir a trámite un recurso de apelación contra la resolución que había rechazado la medida preventiva contra el sargento del Ejército Héctor Hernán Herrera.

El ilícito ocurrió el 22 de octubre, después de cinco días de protestas, cuando el imputado disparó a la pierna a una persona que ya estaba reducida.

"Se evidencia que el referido disparo se produjo cuando la víctima se hallaba reducida, nunca opuso resistencia, se realizó sin advertencia previa como pudo haber sido un disparo al aire, resultando determinante en la observación realizada, la inexistencia de algún peligro o amenaza en la integridad física del funcionario público", indicó el fallo.

La Justicia determinó de forma unánime que la víctima "fue fácilmente reducida, se encontraba solo, no hubo acto ni intento hostil, tampoco agresión ni amenaza".

"Tampoco la hubo respecto de los aproximadamente 20 militares que lo acompañaban en el procedimiento", agregó el fallo.

Asimismo, la corte explicó que en un vídeo en el que registró el suceso se puede apreciar que el Herrera disparó contra el cuerpo de un ciudadano ya reducido "a no más de 50 centímetros" sin ninguna razón que justifique "tal desproporción en el uso de la fuerza".

El soldado había sido formalizado el pasado 24 de octubre, pero la Justicia determinó que no era necesaria la prisión preventiva porque no constituir un peligro para la seguridad de la sociedad, situación que ahora fue revocada por la Corte de Apelaciones de Concepción.

El presidente de Chile, Sebastián Piñera, estableció el estado de emergencia en Concepción en la madrugada del sábado 19 de octubre, tras una primera jornada de protestas violentas, disturbios, incendios y saqueos que se extendió desde Santiago a todo el país y que llevó, además de dar el control del orden público a los militares, a decretar toque de queda.

Chile vive un estallido social sin precedentes desde el fin de la dictadura de Augusto Pinochet en 1990, con masivas manifestaciones en las calles y disturbios que inicialmente fueron reprimidos por la Policía y las Fuerzas Armadas y que hasta la fecha se han cobrado la vida de al menos 20 personas, seis de ellas ciudadanos extranjeros.