Temas Especiales

13 de Jul de 2020

Planeta

Cancelación de Chan II deja interrogantes en la Unesco

El organismo internacional solicitó al Gobierno panameño aclarar si la cancelación del contrato significa ‘abandonar definitivamente'

Cancelación de Chan II deja interrogantes en la Unesco
Sobre el río Changuinola, que atraviesa la zona de amortiguamiento del Pila, se construiría el proyecto Chan II.

La Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco, por sus siglas en inglés) manifestó su complacencia por la cancelación del proyecto hidroeléctrico Chan II; sin embargo, a la vez la medida deja interrogantes que el organismo pide al Gobierno aclarar.

En su informe preliminar sobre las condiciones del Parque Internacional La Amistad (Pila), la Unesco señala que observa con ‘satisfacción' la información proporcionada por el Estado de Panamá de que se ha cancelado el contrato para la construcción de la presa de Chan II.

A renglón seguido, solicita al Estado de Panamá que confirme esta decisión ‘una vez que haya entrado oficialmente en vigor, los procedimientos necesarios y aclarar si la cancelación de este contrato significa que los planes para el proyecto hidroeléctrico Chan II serán definitivamente abandonados'.

INFORME Y REUNIÓN

El Pila comparte frontera de Panamá y Costa Rica

La Unesco emitió su informe preliminar y advierte de incluir la reserva en la Lista de Patrimonio en Peligro.

La reunión anual del organismo se realiza del 2 al 12 de julio próximo en Cracovia, Polonia.

Aunque la ‘satisfacción' de la Unesco por la cancelación de la concesión está relacionada con los posibles daños que hubiese producido el desarrollo del proyecto Chan II al Pila, lo cierto es que la decisión del Gobierno no está vinculada con el tema ambiental o la protección de la reserva natural transfronteriza, considerada Patrimonio de la Humanidad.

El Gobierno canceló la concesión del proyecto hidroeléctrico a la constructora brasileña Norberto Odebrecht, luego del escándalo de corrupción por el pago de coimas a funcionarios panameños entre el 2010 y 2014.

‘La información que proporcionaron las autoridades panameñas es engañosa', indicó Osvaldo Jordán, de la Alianza por la Conservación y el Desarrollo (ACD).

La interrogante de la Unesco fue respondida, este jueves, por el secretario Nacional de Energía, Víctor Urrutia, a La Estrella de Panamá .

‘La cancelación de la concesión (a Odebrecht) no significa la cancelación del proyecto', respondió. La idea es seguir con los planes de la obra, indicó el funcionario. ‘Ese proyecto no está dentro del Pila', señaló.

Sin embargo, el informe de la Unesco habla del compromiso de Panamá en ‘no aprobar nuevos proyectos hidroeléctricos' en las inmediaciones del Pila hasta concluir la Evaluación Ambiental Estratégica (EAE) del área protegida y el organismo pide presentar los resultados antes del 1 de febrero del próximo año al Centro del Patrimonio Mundial para su revisión por la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN).

‘Cualquier desarrollo de nuevos proyectos hidroeléctricos antes de la finalización y revisión adecuada de la EAE representaría un peligro para el valor excepcional universal del área protegida, lo que representaría la inscripción del Pila en la lista del Patrimonio Mundial en Peligro', advierte la Unesco.

A pesar de que Panamá ha adelantado la EAE de la zona, Jordán considera que el estudio carece de validez, en vista de que, según dijo, lo realiza una empresa vinculada a Odebrecht.

Para Jordán, el Ministerio de Ambiente debe realizar un nuevo estudio e involucrar a todas las instituciones relacionadas al tema, incluyendo el Ministerio de Obras Públicas, que construye unan carretera dentro del Bosque Protector Palo Seco, área de amortiguamiento del Pila.

La Unesco, además, manifestó su preocupación por algunas afectaciones a la zona protegida transfronteriza porque comprende Panamá y Costa Rica.

El documento del organismo hace referencia a informaciones proporcionadas por las autoridades de ambos países que revelan que ‘varias pequeñas zonas han sido afectadas por usurpación y actividades ilegales'.

El informe señala que estas afectaciones han sido detectadas a través de recientes actividades de patrullaje y sobrevuelo de las autoridades panameñas y costarricenses.

El organismo aplaude la intención de los dos Estados en seguir investigando estos casos y pide continuar los esfuerzos para combatir actividades ilegales dentro del área protegida.