18 de Ago de 2022

Economía

Empresarios de la ZLC exigen uso de medidas de retorsión

Colombia lleva el conflicto al máximo permitido y estable nuevas medidas no arancelarias

Empresarios de la ZLC exigen uso de medidas de retorsión
En ocho meses el movimiento en la ZLC disminuyó 10.6%, según Contraloría.

La Asociación de Usuarios de la Zona Libre de Colón (AUZLC) solicitó nuevamente ayer al Gobierno Nacional que ‘use la ley de retorsión con medidas fuertes y no paños tibios', luego de que desde el 1° de noviembre Colombia estableciera un nuevo arancel mixto a las reexportaciones que ingresan a ese país procedentes de Panamá, y el cual tiene, incluso, los máximos permitidos por la Organización Mundial del Comercio (OMC).

Luego de tres años, Colombia volvió a justificar un incremento en el arancel de importación,

DEFENSA

Ley de retorsión

A inicios de septiembre, la Asamblea Nacional aprobó el proyecto de ley que modifica la Ley 58 de 2002 y reestructura las medidas de retorsión en caso de acciones discriminatorias contra Panamá.

La ley de retorsión adopta las posibilidades para que Panamá pueda tomar medidas contra Estados que lo discriminen. Le permite al Órgano Ejecutivo tomar medidas de retorsión o recíprocas contra cualquier otro Estado que se determine está tomando medidas discriminatorias contra Panamá.

Algunas medidas de retorsión que establece la ley son tributarias, sobre impuestos aplicables a dividendos o remesas que se envían a esos países, incremento arancelario, limitación a la migración de ciudadanos, restricción a las contrataciones con el Estado y al otorgamiento de nuevas licencias o concesiones a las empresas originarias de esos países, así como cualquier otra medida que el Consejo de Gabinete considere conveniente.

La ley también permite crear una lista de Estados que discriminan a Panamá.

aunque el mismo fue encontrado incompatible por el Órgano de Solución de Diferencias de la OMC este año.

Ahora las reexportaciones panameñas procedentes de China cuyo destino final es Colombia deben pagar $10 por kilo de prendas de vestir y entre $6 y $10 por par de calzado (según el tipo).

La medida que aplicará de forma temporal es un arancel máximo consolidado en la OMC (de 40% y 35%, respectivamente).

En abril de 2013, cuando entró en vigor el Decreto 0074 del 23 de enero, los importadores colombianos de textiles y calzados terminados debían pagar un 10% sobre el valor de la mercancía y $5 por kilo bruto, por prendas y accesorios de vestir.

La acción comercial de Colombia será abordada hoy, martes, en Consejo de Gabinete. Pero el próximo 22 de noviembre, Panamá y Colombia negociarán el nuevo arancel que el país suramericano aplicará a algunos productos provenientes de Colón.

De enero a agosto de 2016, el movimiento comercial de la zona franca panameña disminuyó 10.6%, ubicándose en $12.8 millones, frente a $14.3 millones logrados a igual periodo del 2015, según se desprende de un informe de la Contraloría General.

PUNTOS DE VISTA

Usha Mayani, presidenta de la AUZLC, manifestó a través de un comunicado de prensa que ‘se hace imperante que el Gobierno Nacional baje los impuestos y costos operativos inmediatamente a los niveles que se mantenían antes del gobierno de Martinelli, quién le subió a Zona Libre de Colón más de $200 millones en tiempos de crisis y el gobierno actual le bajó apenas $27 millones en momentos en que la crisis empeoró'.

Esto, señala Mayani, ‘lo que refleja es que Martinelli le subió a la ZLC un mar de costos operativos en tiempos de crisis y el actual gobierno no le bajó una gota de ese mar dentro de una crisis que empeoró'.

La presidenta de los usuarios finaliza manifestando que mientras nuestro país está a la espera de que terceros, en este caso la OMC, defienda nuestros intereses, Colombia defiende los suyos de frente, sin necesidad de terceros.

La posición de Mayani es acompañada por el presidente de la Cámara de Comercio, Industrias y Agricultura de Panamá (CCIAP), Jorge Icaza, quien manifestó en conferencia de prensa que ‘Panamá debe darse a respetar, el diálogo es lo más importante, pues todos teníamos la esperanza de que esta situación acabara, pues tiene más de tres años, y ahora el gobierno del presidente (Juan Manuel) Santos acabara de emitir un nuevo decreto que afecta directamente a la ZLC'.

Para Icaza, ‘pareciera que el mismo (decreto) cumple con la OMC, pero sentimos que no debió ser la forma de proceder de un gobierno amigo, un país hermano con Panamá, ya que ahora también establece medidas que no son arancelarias y donde obligan al país a ingresar mercadería por puertos específicos, complicando aún más la situación'.

Aunque la nueva medida no es totalmente de su gusto, Icaza considera que hay una mejoría en comparación al arancel mixto que rigió desde 2013 y que en reiteradas ocasiones Colombia extendió, hasta el pasado 1° de noviembre.