Temas Especiales

25 de Nov de 2020

Nacional

Sigue la polémica por contrato a IBT

PANAMÁ.. La historia del contrato de hemodiálisis de la Caja de Seguro Social (CSS) tiene dos años ya. En este periodo, las confrontacio...

PANAMÁ.. La historia del contrato de hemodiálisis de la Caja de Seguro Social (CSS) tiene dos años ya. En este periodo, las confrontaciones han surgido desde todos los ángulos, incluso de los propios pacientes que se han enfrentado por los apoyos a las contrataciones.

Con la polémica del nuevo monto de la licitación, de $125.5 millones según nota de la Presidencia —en mayo cuando salió a licitación era de $105.3 millones— y la cercanía del consorcio ganador con altas esferas del Gobierno, un grupo de pacientes pide que se anule el acto y se vuelva a empezar tal como ocurrió en febrero pasado, cuando no se refrendó un primer contrato directo con Promed para este servicio.

‘Todo esto es un problema creado para favorecer a un grupo empresarial con estos contratos, en cinco años no ha querido resolvernos la atención como merecemos para llegar a esto, porque representamos un gran negocio’, cuestiona David Ocálagan, paciente renal.

A Alexander Pineda, presidente de la Asociación de Pacientes con Insuficiencia Renal Crónica y quien emitió una carta favorable a favor del consorcio ganador, le preocupa el giro que toma nuevamente la contratación del servicio de hemodiálisis.

‘Es otra tortura que se nos viene a los pacientes, muchos nos preguntamos qué vamos a hacer ahora, ya en el Complejo se deberá habilitar el quinto turno y estamos cansados de que nos tengan de aquí para allá’, dice Pineda.

El dirigente le pide a la contralora Gioconda Torres de Bianchini que revise el contrato con urgencia para que determine si hay que realizar correcciones, ‘que no lo pare porque de lo contrario el otro año lo perderían en otra licitación’.

HABLA PROMED

La empresa Promociones Médicas (Promed) es parte del consorcio IBT Medical Outsourcing Services, beneficiada este martes con el aval del presidente de la República. En su defensa, Promed asegura que participó como la parte técnica de un consorcio al que se le adjudicó la licitación pública, no por razones políticas sino por su trayectoria empresarial de 40 años, expediente que le ha ganado un buen nombre no solo a nivel local, sino regional.

Y destaca, además, que ‘la calidad de nuestros equipos, y la eficiencia de nuestros servicios profesionales, lo que nos ha permitido adjudicarnos hace poco, por ejemplo, y en Costa Rica la licitación para la venta de productos por 15 millones de dólares’.

Por su parte, Carlos Gasnell, de Transparencia Internacional, sostiene que ‘a las instituciones les corresponde revisar los estudios de mercado de los precios de las obras, bienes y servicios que van a adquirir y a la Contraloría, verificar que realmente esos precios corresponden a los valores del mercado para que no se compre con sobreprecios’.

Mientras se resuelve este nuevo escollo que ya lleva un año, la empresa Promed presta el servicio de forma directa a los pacientes de la CSS.