Temas Especiales

10 de Apr de 2020

Nacional

Mi Bus renueva su flota para atraer pasajeros

Los autobuses serán sometidos a una ‘cirugía' profunda: pintura, puertas y sistema. La recuperación del metrobús costará hasta $80 millones

Dos metrobuses aparcados a la entrada del centro de operaciones de Ojo de Agua parecen ‘fuera de serie': sus carrocerías están pintadas como los vagones del metro, adentro tienen tres pantallas para emitir publicidad paga, un sistema de aire acondicionado que no gotea agua cada vez que el autobús hace un giro, internet inalámbrico y una nueva plataforma para el ingreso de personas en sillas de rueda que se abre con un simple despliegue.

Uno es el 415 y otro el 429, del tercer lote de buses que salió a prestar el servicio en 2011, con el ingreso de las rutas de Corredor Norte. Reacondicionar cada uno costó $30 mil. Y hacer lo propio con los 12,34 restantes costará $37 millones.

Ese es el paso más notable del plan de estabilización del sistema de autobuses de Panamá y San Miguelito. Desde septiembre, por mes hasta 100 buses irán a los talleres para ser chapisteados y reconstruidos. La etapa del exorcismo.

Carlos Sánchez Fábrega, presidente Mi Bus, empresa que opera el metrobús, aseguró ayer que se invertirán hasta $80 millones en el proceso de regularización del sistema, que empezó en marzo pasado y tardará hasta finales de 2017.

El plan no sólo contempla el reacondicionamiento de las 1,236 unidades, sino ajustes para conseguir la reducción de las frecuencias.

Se adquirirán hasta tres nuevos tipos de autobuses (microbuses y busetones; autobuses ‘intercity' para las rutas de Corredor; y articulados y biarticulados para pruebas), lo que permitirá, explicó Alfonso Penedo, gerente de Mi Bus, liberar 381 autobuses típicos —es decir, los que circulan ahora— para servicios troncales.

En octubre se decidirán los modelos finales y a mediados de 2017 llegaría la primera flota.

Penedo también se refirió al exhaustivo proceso de incorporación y entrenamiento de operadores. Necesitan 700 para asumir los nuevos 15 millones de kilómetros de recorrido que pronostican hacer este año. En el primer trimestre se hicieron 19 millones y se hicieron 40 millones de viajes. En promedio, 445 mil al mes.

En estos meses, tras la recontratación en febrero de toda la plantilla Mi Bus confirmó la reducción del ausentismo laboral de 20% a 15%. También han conseguido aumentar hasta 93% el cumplimiento de los operadores con sus servicios programados y al 90% el de los buses. ‘Y aun así no estamos como queremos', reconoce Sánchez Fábrega.

Penedo le pone número a esa frustración: para cumplir con la meta de frecuencia se necesitarían 2,000 buses. Casi el doble que ahora.