La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Alexis Sánchez

Columnistas

Héctor Gallego: ¿qué sigue para encontrarte?

Desde hace años han existido elementos para encontrar los restos de Gallego, pero siempre ha existido una barrera que lo impide.

Noriega confirma lo que he señalado anteriormente, de acuerdo a Edilma Gallego en una entrevista recientemente a Telemetro Canal 13, que ‘Héctor fue secuestrado en Santa Fe por los Macho de Monte comandados por Edilberto del Cid y El Flaco Espinosa, recibió un golpe en la cabeza, (‘El Mameyazo') al momento del secuestro, llevado al Instituto Nacional de Agricultura, trasladado a la cárcel clandestina de La Charquita, donde recibió el tiro de gracia, y de allí fue llevado al Cuartel de Los Pumas de Tocumen'. Insinúa que ‘Héctor se metió con la familia de Omar Torrijos y fue una decisión del Estado Mayor para sacarlo del país'. Adiciona un elemento nuevo: ‘fue torturado en el camino de Santa Fe a Santiago'.

¿Fue esto lo que vieron los tres estudiantes que se encontraban en la cocina del INA haciendo ‘bicherías' y donde posteriormente dos murieron misteriosamente, al ver a los genízaros de Torrijos cuando Héctor fue llevado a la cocina del INA?

Desde hace años han existido elementos para encontrar los restos de Gallego, pero siempre ha existido una barrera que lo impide.

El 18 de junio de 2014 señalé: ‘El lunes 9 de junio, cuando salió mi artículo (Héctor Gallego: ¡Cuartel de los Pumas de Tocumen es la clave!), la periodista Mayín Correa, comentó que ‘las investigaciones de este caso le tocaban a Yuto Herrera y Alexis se pregunta ¿por qué Augusto Herrera no investigó este importante documento para dar con la verdad?'.

Ahora veo que no se le pasó al fiscal, él tenía muy clara su obligación de investigar esto y les comento por qué lo afirmo. Revisando material para estos días en que se acercaba la conmemoración del 9 de junio, me encuentro con una interesante grabación. En 1999, cuando se descubrieron los restos en Tocumen, Edilma Gallego llegó a Panamá y fue invitada a un programa radial, en el que también estuvo Yuto Herrera. Ella le preguntó al aire a Yuto que si a Edilberto Del Cid (mencionado en la carta de Walker) se le implica en este caso había ‘posibilidades' de que ‘también' lo ‘llamen a juicio', se le ‘investigue y también se detenga'. Cuando escucho con atención esa grabación, veo que se nota en la respuesta de Yuto un intento por evadir una respuesta concreta, pero algo se le fue y lo comprometió: ‘No se dice que no se puede... el artículo 2115 es muy claro y dice basta indicios para indagar, vamos entonces a ver lo que hay'. La pregunta para Yuto es ¿por qué ni siquiera lo indagó?

Antes, el 18 de agosto del 2013, Betty Brannan señalaba en parte de un artículo: ‘Madriñan dijo que Gallego había muerto en Tocumen y allí mismo fue enterrado'. Y concluye: ‘Lo que hay que hacer ahora, por lo tanto, es revisar y rehacer las pruebas para todos los restos no identificados en Tocumen'.

Y el 9 de junio de 2015 dije: ‘Melbourne Walker en una carta al padre Guardia decía que ‘Noriega le había dicho que todo el Estado Mayor había decidido sacar a Gallego del país y además dijo que cuando vigiló a Gallego él pasó esa información a los Macho de Monte, comandados por Edilberto Del Cid y Juan González. Otros agregan al Flaco Espinoza. Cosa extraña, pero en el expediente no aparece ninguna investigación de esa carta y resulta lógico preguntarse ¿por qué el fiscal Carlos Augusto Herrera no investigó este importante documento para dar con la verdad?'.

También dice Walker: ‘Gallego fue transportado vivo a Panamá y lo dejaron bajo custodia de unos miembros del G-2 en la casa de Bella Vista que está a un costado del colegio María Inmaculada'. Esta es la famosa ‘Charquita'. ¿Qué tal si algo grave pasó en la Charquita y eso no fue responsabilidad directa de Noriega? Todos los que estaban en la Charquita venían de Chiriqui'. ¿Quién era el jefe de la Zona Militar el 9 de junio de 1971 de Chiriquí y qué relación le unía con el dictador Torrijos?

Melbourne Walker alegó su inocencia y pagó cárcel. Álvaro González Guzmán, dos estudiantes del INA mueren misteriosamente y José Martínez supuestamente se suicidó en la Fiscalía de un disparo. Todavía hay miembros del Estado Mayor vivos.

Para encontrar a Héctor, hay que exhumar los cuerpos de Portugal y Quintanar, y revisar las piezas una por una, incluyendo a los otros cuatro restos que reposan en la Morgue Judicial.

Héctor: ya te encontraremos.

EXINVESTIGADOR DE LA COMISIÓN DE LA VERDAD.