Coiba, los retos aún pendientes

Actualizado
  • 27/07/2013 02:00
Creado
  • 27/07/2013 02:00
PANAMÁ. Aunque la Unesco designó hace ya ocho años al Parque Nacional Coiba como sitio de patrimonio mundial natural, la organización in...

PANAMÁ. Aunque la Unesco designó hace ya ocho años al Parque Nacional Coiba como sitio de patrimonio mundial natural, la organización internacional todavía podría declarar esta zona en peligro por el incumplimiento de compromisos establecidos para su conservación, aseguran miembros del consejo directivo del Parque Nacional Coiba.

El cumplimiento del plan de manejo de Isla Coiba es una de las tareas pendientes por parte del gobierno, y según Juan Mate, gerente para Asuntos y Operaciones Científicas del Smithsonian de Panamá, en la evaluación que se realizó con la Autoridad Nacional del Ambiente (ANAM) y miembros del consejo a principios de julio se determinó que solo el 5% del plan de manejo se ha cumplido hasta el momento en un periodo de 4 años de ejecución. ‘Ha sido una ejecución muy pobre’, agregó Mate.

Afirmó el funcionario que parte del problema es que no se ha asignado una partida presupuestaria que sea adecuada. ‘El Parque Coiba genera un ingreso anual de un millón y medio de dólares, pero en el presupuesto del Estado se le asigna simplemente $35 mil y en el fondo de fideicomiso ecológico para áreas protegidas se le asigna $60 mil. O sea que se le asigna $95 mil a un área que está generando $1,500,000. Ese dinero podría revertir en ejecución en el Parque, aseguró Mate.

RETOS

Otra de las exigencias de la Unesco que aún está pendiente es una solicitud que data de 2005 por parte de la organización para que se remueva de Coiba el ganado vacuno que habita en la isla como especie invasora. Se estima que unas 2,500 vacas viven en soltura en Coiba.

‘Ha habido reuniones con el MIDA, la ANAM, el Consejo Directivo del Parque, el Ministerio de Seguridad y el Ministerio de Gobierno para removerlas, pero solo falta la decisión política para que la situación del ganado se re suelva. El problema del ganado es considerado como la amenaza número uno del Parque y aún no se logra resolver’, opinó el científico.

También uno de los problemas que afronta el Parque Coiba es la zona de protección marina que se encuentra al oeste y forma parte también del patrimonio. Según Mate, ‘desde 2004 la Unesco viene pidiendo que se prepare la reglamentación pesquera para esta zona especial y no se ha logrado hacer tampoco. No hay normas establecidas para la zona. Los sectores no se han puesto de acuerdo y esto también pone en peligro la situación del parque’.

La Unesco también pidió que el país le presentara un plan de reordenamiento para la zona costera de Veraguas y Chiriquí, que es el área de influencia del Parque. Eso tampoco ha sido presentado’, lamentó Mate.

Lo Nuevo
comments powered by Disqus