Panamá,25º

19 de Feb de 2020

Planeta

Pesadilla nuclear en Japón

JAPÓN. Después del terremoto de 9°, que desencadenó un tsunami el viernes, la situación ha empeorado en Japón. Los problemas con las cen...

JAPÓN. Después del terremoto de 9°, que desencadenó un tsunami el viernes, la situación ha empeorado en Japón. Los problemas con las centrales nucleares han desatado la peor crisis que enfrenta la isla en ‘los últimos sesenta y cinco años, después del fin de la Segunda Guerra Mundial’, afirmó el primer ministro, Naoto Kan

Ayer, la central nuclear de Onagawa fue declarada en alerta por los elevados niveles de radiactividad. La alerta fue declarada ‘como consecuencia de que las lecturas de radiactividad superaron los niveles permitidos en el área que rodea a la planta’, dijo la AIEA en un comunicado.

Sin embargo, el órgano de supervisión nuclear de las Naciones Unidas confirmó que de acuerdo con informaciones del gobierno japonés ya está bajo control las tres unidades de reactores en esta planta nuclear.

Entre tanto, en la central atómica de Fukushima se especulaba que podría haber una posible fusión del núcleo central. Las autoridades luchan, hasta ahora sin éxito, por enfriar el núcleo del reactor n. 3 de esta central atómica con agua de mar.

Kan reconoció asimismo que la situación en la planta nuclear de Fukushima 1 sigue siendo preocupante. Las autoridades admitieron que pudo haberse desencadenado un proceso de fusión de los núcleos de los reactores 1 y 3 de esa central, situada a 250 km al noreste de Tokio. La fusión se produce a causa del recalentamiento de las barras de combustible, que empiezan a derretirse como una vela

El gobierno indicó que el incidente en la planta nuclear número 1 de Fukushima está en nivel cuatro, en una escala internacional de cero a siete, lo cual indica que los riesgos de radiación aumentan en Japón.

ÉXODO NUCLEAR

Pero con esto no termina la pesadilla de las autoridades asiática. Ayer, el sistema de refrigeración en la planta de Tokai sufrió un fallo. Una bomba de agua del sistema de refrigeración de la central nuclear de Tokai sufrió una avería, pero las bombas auxiliares funcionan y siguen enfriando al reactor, indicó en las primeras horas del lunes un portavoz de la planta.

Se ha tenido que desplazar a 200.000 personas por los riesgos de radioactividad en la planta nuclear de Fukushima. El caos reina en Japón. Unos 100.000 militares japoneses, apoyados por socorristas de casi 70 países, trabajan en un complicado operativo de rescate. Ayer, cientos de toneladas de comida, ropa, equipos de potabilización de agua, tiendas de campaña, mantas y otros artículos de primera necesidad llegaron a país para suplir las necesidades de los afectados.

En medio de toda esta situación el número de víctimas continúa aumentando. Más de 10.000 personas podrían haber perdido la vida en la prefectura costera de Miyagi. Hasta ayer, el balance oficial era de 1.353 muertos y 1.085 desaparecidos por el seísmo.