23 de Feb de 2020

Planeta

Lanzan proyecto para paliar la quema y tala de bosques

Se proponen medidas que limiten la dispersión de gases de efecto invernadero

Lanzan proyecto para paliar la quema y tala de bosques
Se plantea generar estrategias para reducir la deforestación.

Esta semana tuvo lugar el lanzamiento del proyecto ‘Consolidación de la fase de preparación para la reducción de las emisiones derivadas de la deforestación y degradación de bosques (REDD+) en Panamá', financiado por el Banco Mundial ($3.8 millones).

Al evento asistieron representantes con responsabilidad y conciencia ambiental, del sector público, privado, academias, pueblos originarios, sociedad civil en general, el Ministerio de Ambiente (MiAmbiente) y el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD), implementador del proyecto.

El plan de Estado contempla la adopción de medidas que limiten las emisiones de gases de efecto invernadero, uno de los retos más grandes de la humanidad, para que el aumento de la temperatura media global no exceda los 2°C.

Entre los objetivos de REDD+ está mejorar la gestión de protección y conservación de los bosques, impulsando el incremento de las reservas de carbono y la restauración de tierras degradadas, mediante la reforestación, el manejo forestal sostenible y la reducción de la deforestación y degradación de las áreas verdes, indicó Félix Wing, secretario general de MiAmbiente.

‘El país ha emprendido acciones destinadas a la restauración y rehabilitación de áreas degradas mediante la Alianza por el Millón de Hectáreas y paralelamente avanza en la fase preparatoria para REDD+ como parte de su estrategia nacional de cambio climático, encaminando al país al desarrollo económico y social bajo en carbono y resiliente al cambio climático', expresó Wing.

Se plantea generar estrategias que incluyan políticas y medidas para reducir la deforestación e implementar acciones de manera participativa y con estándares internacionales que permitan su financiamiento, manifestó Jéssica Young, del PNUD.

En la actividad, los grupos comarcales emberá y ngäbe buglé hicieron saber algunas de las situaciones que más les afectan y expusieron sus quejas y peticiones.

Silvia Carrera, cacica general ngäbe buglé, pidió a las autoridades consultar con las comarcas indígenas sobre los planes a favor del medio ambiente, ya que, a su juicio, ‘son ellos los que siempre protegen, hasta con su vida, la naturaleza'.

De acuerdo con Rosilena Lindo, directora de Cambio Climático de MiAmbiente, según el segundo inventario nacional de gases de efecto invernadero de Panamá, el sector cambio de uso de la tierra y silvicultura representó el 80% de las emisiones de CO2 en el año 2000.

==========

ESCENARIO

La deforestación y sus consecuencias

Los últimos estudios del Ministerio de Ambiente indican que la deforestación ha disminuido sustancialmente. El país ha perdido casi el 60% de sus bosques maduros y cuenta con un saldo negativo de más de un millón de hectáreas con problemas de degradación, derivándose de este escenario severos problemas relacionados al funcionamiento de las cuencas hidrográficas, erosión de suelos, pérdida de calidad y cantidad de recursos hídricos y fragmentación de bosques con consecuencias negativas para la biodiversidad, entre otros.