20 de Oct de 2021

Planeta

La historia del crecimiento urbano y su impacto en las inundaciones

Cuando la urbanización es espontánea y el planeamiento urbano es realizado para dotar a la ciudad con soluciones habitacionales para la clase media y alta, sin planificación, los desarrollos urbanos se realizan sobre áreas de riesgo de inundaciones y de deslizamientos

La historia del crecimiento urbano y su impacto en las inundaciones
Los problemas que se generan debido al aumento de la periferia de las ciudades, al producirse de manera descontrolada por el éxodo rural que migra hacia las grandes Urbes en búsqueda de calidac de vida, están relacionados con la situación de pobreza.Archivo | La Estrella de Panamá

La publicación titulada 'Gestión de inundaciones urbanas' de Carlos Eduardo Morelli Tucci explica de manera detallada y amplia cómo el desarrollo urbano se aceleró en la segunda mitad del siglo XX, generando la concentración de población en pequeños espacios.

Este cambio del uso de suelo en estos espacios pequeños impactó el ecosistema terrestre y acuático y, de igual forma, afectó a la propia población a través de inundaciones, enfermedades y pérdida de calidad de vida.

El descontrol en el desarrollo y ocupación del espacio urbano produjo efectos directos sobre la infraestructura del agua afectando, tanto el abastecimiento, sistema sanitario, drenaje urbano e inundaciones urbanas, como en los residuos sólidos.

Para el doctor Morelli Tucci, el crecimiento urbano en los países en desarrollo ha sido realizado de manera insustentable por el deterioro de la calidad de vida y del medio ambiente, siendo más significativo en América Latina donde 77% de la población es urbana, siendo esta el 47.2% de la población mundial.

La historia del crecimiento urbano y su impacto en las inundaciones
Los problemas de urbanización ocurren por causa de uno o más factores a lo largo del tiempo y estos se han incrementado en las últimas décadas.Archivo | La Estrella de Panamá

El autor explica que existen 44 ciudades en América Latina con población superior a 1 millón de habitantes de un total de 388 ciudades del mundo y, cerca de 16 megaciudades, aquellas superiores a 10 millones de habitantes que se conformaron en el fin del Siglo XX, lo que representa 4% de la población mundial. De ellas, cuatro están en América Latina, lo cual representa más del 10% de la población de la región.

Crecimiento urbano estable

Esta publicación acota que el crecimiento urbano ocurrido en países en desarrollo ha sido significativo desde la década de los 70 y es muy contrario su comportamiento al que ocurre en los países desarrollados, cuyo crecimiento de la población se estacionó y tiende a disminuir.

Al ser la tasa de natalidad, en los países desarrollados, inferior a 2 hijos por matrimonio y mantener la migración controlada, tanto de población local como foránea, la población se mantiene estable. En cambio, en los países en desarrollo, especialmente en América Latina, la proyección de las Naciones Unidas es que la estabilización de la población ocurrirá solamente en el año 2150.

Impactos en la infraestructura urbana

Los principales problemas relacionados con la infraestructura y la urbanización en los países en desarrollo, con especial atención en América Latina son la concentración exacerbada de población en pequeñas áreas, el aumento de la periferia de las ciudades y la espontaneidad de las urbanizaciones.

Esto crea o aumenta la deficiencia en el sistema de transporte, la falta de abastecimiento y saneamiento genera contaminación en el aire y agua, además de inundaciones.

Estas condiciones ambientales inadecuadas son las principales limitantes del desarrollo sostenible porque reducen las condiciones de salud y la calidad de vida de la población y producen serios impactos ambientales.

Los problemas que se generan debido al aumento de la periferia de las ciudades, al producirse de manera descontrolada por el éxodo rural que migra hacia las grandes ciudades en búsqueda de empleo, la proliferación de barrios desprovistos de seguridad, de infraestructura de agua potable y saneamiento, drenaje pluvial, transporte y recolección de residuos sólidos son problemas sociales relacionados con baja o nula asistencia escolar, lo que a su vez está asociado a la situación de pobreza.

Cuando la urbanización es espontánea y el planeamiento urbano es realizado para dotar a la ciudad con soluciones habitacionales para la clase media y alta, si no ha sido planificado de acuerdo con un Plan de Ordenamiento Territorial, se realiza sobre áreas de riesgo de inundaciones y de deslizamientos, con frecuentes pérdidas de vidas y bienes materiales durante el período de lluvias.

Los problemas de urbanización ocurren por causa de uno o más factores a lo largo del tiempo y éstos se han incrementado en las últimas décadas. Entre ellos están la migración de las poblaciones hacia las ciudades por situación de pobreza, lo que propicia que invadan áreas públicas o compren bienes en áreas precarias sin infraestructura y de urbanización informal.

Ocupación del espacio urbano e impacto de las inundaciones

Uno de los puntos interesantes de la publicación del autor antes mencionado es que las inundaciones son más antiguas que la existencia del hombre en la tierra y, que el hombre siempre intentó ubicarse cerca de los ríos para emplearlos como transporte, obtener agua para su consumo y para lanzar sus desechos.

En todas las civilizaciones el hombre aprovechó las áreas próximas a los ríos que, generalmente son planas, porque eran y son propicias para el asentamiento humano, hecho que motivó su ocupación. El desarrollo histórico de la utilización de áreas libres explica los condicionamientos urbanos existentes en nuestros días, porque, debido a la gran dificultad de medios de transporte en el pasado, el río era utilizado como vía principal y las ciudades se desarrollaron a las orillas de estos o en el litoral.

No obstante, con el pasar del tiempo, el hombre desarrolló su propia experiencia y, los antiguos moradores de las poblaciones entendieron que era mejor habitar las zonas más altas donde el río difícilmente llegaría.

Con el crecimiento desordenado y acelerado de las ciudades, principalmente en la segunda mitad del siglo XX, las áreas de riesgo considerables como lo son las planicies inundables de los ríos fueron ocupadas, trayendo consigo las pérdidas humanas y materiales. Estos daños ocurren por la falta de planeamiento del espacio y de conocimiento del riesgo de las áreas de inundaciones.

Desafíos e inundaciones urbanas

Según la publicación que analizamos en esta entrega, las inundaciones en los espacios urbanos ocurren cuando las aguas de los ríos, quebradas y sistemas pluviales salen del cauce o estructura que los contiene debido la falta de capacidad de transporte de uno de estos sistemas y pasan a ocupar el espacio que la población utiliza para vivienda, transporte, calles, autopistas y espacios públicos de recreación, comercio, industria, entre otros.

Cuando la precipitación es intensa y el suelo no tiene la capacidad de infiltración, gran parte del volumen escurre para el sistema de drenaje pluvial superando su capacidad natural de escurrimiento. El exceso del volumen que no consigue ser drenado ocupa la planicie de inundación, inundando de acuerdo con la topografía de las áreas que están próximas a los ríos. Estos eventos ocurren de manera aleatoria en función de los procesos climáticos locales y regionales.

De allí que uno de los más grandes desafíos del siglo XXI en los centros urbanos es el control de las inundaciones pues representan el 50% de los desastres naturales relacionados con el agua, de los cuales un 20% ocurren en América.

En 2018, después de un año de diseño, el Municipio de Panamá logró la aprobación del préstamo para la ejecución del Programa Cuenca Urbana Resiliente- río Juan Díaz, con un monto $100 millones con el financiamiento del Banco Interamericano de Desarrollo (BID).

A través del programa se buscaba consolidar iniciativas para contribuir al mejoramiento sostenible de las condiciones socioambientales y urbanas de la población de la cuenca del río Juan Díaz mediante acciones para la prevención y mitigación de inundaciones.

Ejecutar este proyecto es de los mayores desafíos urbanos que tiene la ciudad de Panamá.

La autora es investigadora científica en recursos hídricos e ingeniera civil. También es doctora en ingeniería agrícola con mención en recursos hídricos en la agricultura (Chile).