Temas Especiales

29 de Nov de 2020

Salud

La soya: proteína de calidad superior

Está ganando terreno en el consumo diario, por todas sus propiedades nutricionales y como ingrediente en la gastronomía

La soya: proteína de calidad superior
La soya es baja en grasa y naturalmente libre de colesterol. Ideal para una dieta saludable

El auge del consumo de productos de soya tiene como explicación los múltiples beneficios que provee. Además de ser una proteína vegetal muy completa: aporta todos los aminoácidos esenciales y no contiene colesterol.

Aunque muchas personas asocian la ingesta de soya con las dietas vegetarianas, la realidad es que incluir este alimento como parte de su nutrición es una decisión acertada. ‘La soya además de ser la fuente vegetal de proteína que contiene todos los aminoácidos esenciales, es baja en grasa y naturalmente libre de colesterol. Adicionalmente aporta vitaminas, como el acido fólico y vitamina K, minerales como el calcio, magnesio y el hierro, y además es fuente de fibra’, dijo en una entrevista Ana Cristina Gutiérrez, Asesora Nutricional de Herbalife (compañía de nutrición global, dedicada a la venta de productos que complementan la alimentación).

Si se pregunta por qué esto es importante, debe recordar que las proteínas son fundamentales para el organismo.

Se requieren para fabricar el tejido de los músculos, elaborar las hormonas y las enzimas. Además, una adecuada cantidad de proteínas en la dieta aumentará la sensación de saciedad.

Por si esto fuera poco, la soya, igual que otros alimentos de origen vegetal, contiene isoflavonas que son fitonutrientes naturales muy beneficiosos. La diferencia con otras fuentes de isoflavonas es que la soya es uno de los vegetales más ricos en estas sustancias, que pueden funcionar como antioxidantes.

INICIANDO EL CONSUMO

Pero si no sabe cómo incluirla en su dieta, recuerde que en el mercado puede encontrar productos a base de soya. Busque especialmente los que contienen proteína aislada de soya, y que se amolden a su gusto.

Entre las opciones disponibles están la leche de soya, que puede agregar a su cereal favorito, al café o té de la mañana.

Otra opción fácil y deliciosa es incluir embutidos de soya al almuerzo o tortas de soya, con el propósito de complementar sus comidas. También las galletas, el yogur de soya o los batidos a base de soya, como merienda acompañando una porción de fruta o jugo natural. Se puede adicionar el tofu a las sopas o consomés, para agregarles sabor y nutrientes, y puede utilizar el edamame o frijol de soya (muy popular en Japón. Ahora está ganando popularidad en la gastronomía internacional), como acompañamiento a sus meriendas o comidas.

SUSTITUYENDO LA CARNE

La soya puede utilizarse como fuente de proteína para quienes desean disminuir o eliminar el consumo de carne.

‘Es una excelente fuente de proteína entre las de origen vegetal porque no aporta grasa saturada y es bien tolerada por la mayoría de las personas, por lo tanto funciona desde el punto de vista nutricional como un sustituto de la carne, pero su importancia no es exclusiva para los vegetarianos, sino que es un alimento de alta calidad que puede aportarle muchos beneficios a todas las personas que la consumen’, añadió Gutiérrez.