Temas Especiales

13 de Jul de 2020

Salud

Cada vez más jóvenes con diabetes tipo 2 en Panamá

Ingerir alimentos no saludables y la falta de actividad física causan la enfermedad en personas de 20 años en adelante.

A nivel mundial los casos de diabetes mellitus tipo 2 (enfermedad crónica que aparece cuando el páncreas no produce insulina suficiente o cuando el organismo no utiliza eficazmente la insulina que produce) está cobrando víctimas cada vez más jóvenes y Panamá no escapa a esta realidad. Según el doctor Carlos Eslava, científico en la fundación Aqua Viva, esta epidemia está afectando a la población de 20 años en adelante y todo se debe a los malos hábitos alimenticios y a la falta de actividades físicas.

‘Los individuos de hoy han adquirido ocupaciones que a veces no les permite realizar algunas tareas del hogar, por eso vemos padres de familia que no ven como un problema saturar a sus hijos con comida prefabricada (comida rápida) incluyendo sodas y jugos dañinos para la salud', expresa Eslava.

Añade que esa mala alimentación en un futuro se convierte en un problema de salud porque crea obesidad, de la cual surgen unas 23 enfermedades entre ellas la diabetes.

940

DEFUNCIONES

Se dieron en Panamá a causa de diabetes en 2015, mientras que por complicaciones se atribuyen 740 muertes de hombres y 710 féminas, según cifras de la OMS.

El galeno recomienda a los padres que en los espacios de descanso caminen por lo menos una hora con sus hijos y se olviden por completo de la tablet o el celular, eso contribuye a la buena salud. Igualmente señala que al comer no se vayan por la cantidad sino por la calidad.

‘Si la población panameña sigue alimentándose de esa manera dentro de cinco a diez años la población con diabetes mellitus tipo 2 será mucho más joven que la actual. Quince años atrás la prevalencia era en poblaciones de 45 años en adelante', afirma Eslava.

REALIDAD EN CIFRAS

Alrededor de 200 mil panameños padecen de diabetes tanto mellitus tipo 1 y 2 y lamentablemente el 50 % de estos individuos desconocen que tienen la enfermedad, detalla la Asociación Panameña de Diabéticos.

Según cifras de la Contraloría General de la Répública, de 2012 unos 1,071 panameños murieron a causa de la diabetes mellitus y lo alarmante de esta situación según los datos es que se desconoce la cifra real de panameños con diabetes y cuántos casos nuevos se diagnostican por día, es decir, que no se tiene un subregistro de esta información que es vital para planificar las estrategias para combatir esta epidemia.

Un paciente, al ser digagnosticado con diabetes generalmente pasa por tres etapas: negación, estado depresivo (todo el mundo tiene la culpa de lo que padece) y aceptación, pero cuando es demasiado tarde.

CÓMO CONTROLARLA

La clave para controlar la diabetes es mantener la glucosa en la sangre lo más cerca posible al nivel normal. Sin embargo Eslava añade que uno de los tratamientos que más se está utilizando actualmente es el biológico ya que tiene una relación más directa con el paciente.

‘La idea es tratar de absorber y metabolizar la insulina del paciente para mejorar su calidad de vida. De esta forma el sistema inmunológico trabajará de forma óptima', asegura Eslava, que además señala que el individuo al usar procedimientos biológicos se siente más activo y vuelve a hacer las actividades que no hacían antes.

ESTUDIOS REALIZADOS

La diabetes tipo 2 representa el 95% del total de diabetes en todo el mundo, con 400 millones de casos entre todos los tipos.

Actualmente se usan antidiabéticos en forma de pastillas, llegando incluso a inyecciones de insulina como en la diabetes tipo 2, con sus correspondientes efectos secundarios (aumento de peso, problemas gastrointestinales, hipoglucemias).

Por ello, encontrar alternativas con menos o ningún efecto secundario es esencial, como han intentado los investigadores de la Universidad de British Columbia, en Vancouver, en un nuevo estudio publicado en Stem Cell Reports .

Para este estudio, científicos combinaron el trasplante de células madre pancreáticas derivadas de células humanas, junto al uso de antidiabéticos comunes, para mejorar los síntomas de diabetes tipo 2 en ratones, mejorando su metabolismo de la glucosa, su peso corporal y su sensibilidad a la insulina.

La Asociación Estadounidense de Diabetes (American Diabetes Association), recomienda que todos los adultos se sometan a un examen para diabetes al menos cada tres años, y con una frecuencia mayor para las personas que se encuentran en alto riesgo.

En el Estudio Prospectivo de la Diabetes del Reino Unido (The United Kingdom Prospective Diabetes Study, UKPDS), los investigadores siguieron a casi cuatro mil personas con diabetes tipo 2 durante 10 años. El estudio supervisó cómo el estrecho control de la glucosa y la presión sanguínea, podía proteger a la persona de las complicaciones a largo plazo que produce la diabetes.

En la investigación se encontró tasas muy inferiores de complicaciones renales, oculares y del sistema nervioso en pacientes con control estrecho de la glucosa sanguínea. Además hubo una caída significativa en las muertes relacionadas con la diabetes, incluyendo disminución en los riesgos de sufrir enfermedades cardíacas y apoplejía. Igualmente se comprobó que el control estrecho de la presión arterial, también disminuía esos riesgos.