Temas Especiales

04 de Dec de 2020

América

La enfermedad ‘presidencial’

PANAMÁ. La noticia se regó como pólvora. La presidenta de Argentina, Cristina Fernández, fue diagnosticada con un cáncer de tiroides, po...

PANAMÁ. La noticia se regó como pólvora. La presidenta de Argentina, Cristina Fernández, fue diagnosticada con un cáncer de tiroides, por lo que será intervenida el 4 de enero próximo.

La presidenta reelecta es parte ya de la larga lista mundial de gobernantes que han sufrido cáncer y otra de presidentes de su país que debieron ser operados cuando ejercían el cargo, en la que están la mayoría de los elegidos desde 1983.

La lista de Argentina está formada por Carlos Menem, Fernando de la Rúa y Néstor Kirchner, quienes tuvieron que pasar por el quirófano siendo presidentes.

Después del anuncio de su enfermedad, Fernández quedó paralizada, según medios argentinos, pero luego de hablar con su equipo médico se mostró confiada y relajada.

LISTA DE PRESIDENTES

Además de Fernández y del mandatario Hugo Chávez, de Venezuela, quien con su peculiar humor bromeó en una reunión en Caracas con organizar una cumbre de mandatarios que hayan superado el cáncer, entre ellos: Fernando Lugo, presidente de Paraguay, y Dilma Rousseff, de Brasil, también han padecido esa enfermedad, en ambos casos en el sistema linfático.

El antecesor de Rousseff, Luiz Inácio ‘Lula’ da Silva, padece un cáncer de laringe y está en tratamiento desde noviembre. Fidel Castro, el líder de la revolución cubana, tuvo que apartarse del poder en julio de 2006 por una grave enfermedad que se cree que es cancerosa.

El misterio rodea también el cáncer que padece Chávez, mal que le fue diagnosticado en junio pasado en Cuba, donde hizo gran parte del tratamiento.

RECAÍDAS

Cristina Fernández ha tenido antes varios quebrantos de salud. En junio pasado no pudo asistir a una Cumbre del Mercosur en Asunción por recomendación de sus médicos en razón de una caída que había sufrido durante un acto público.

En mayo pasado, el entonces jefe de su gabinete, Aníbal Fernández, aseguró que la salud de la presidenta estaba ‘muy bien’, después de que se dispararan los rumores a raíz de la suspensión de otro viaje que tenía previsto a Asunción.

A comienzos de 2009, la presidenta debió cancelar sus compromisos públicos y postergar sendas visitas a Cuba y Venezuela tras sufrir un cuadro de lipotimia por deshidratación.

En 2010, por la publicación de uno de los miles de documentos clasificados filtrados por WikiLeaks, se supo que el Departamento de Estado de Estados Unidos había preguntado un año antes a su embajada en Buenos Aires si la presidenta argentina tomaba ‘alguna medicación’ y cómo dividía el trabajo con Néstor Kirchner.

SOLIDARIDAD

Los mandatarios de la región, como Sebastián Piñera de Chile, Rafael Correa de Ecuador, Dilma Rousseff, de Brasil entre otros, le manifestaron su solidaridad y le dieron ánimo a la presidenta Cristina.