Temas Especiales

02 de Jun de 2020

Nacional

Tensión puso a prueba diplomacia

PANAMÁ. La devolución del diputado Amílcar Figueroa a Venezuela, tras su retención por varias horas en el terminal aéreo de Tocumen, pue...

PANAMÁ. La devolución del diputado Amílcar Figueroa a Venezuela, tras su retención por varias horas en el terminal aéreo de Tocumen, puede agregar mucha tensión a las relaciones diplomáticas entre los gobiernos de Panamá y Venezuela.

LOS HECHOS

Figueroa, vicepresidente alterno del Parlamento Latinoamericano y directivo del Partido Socialista Unido de Venezuela (PSUV), llegó ayer al país para participar en las reuniones del organismo continental, pero fue retenido por funcionarios de la Autoridad de Migración y la Policía Nacional en el aeropuerto de Tocumen.

El político permaneció allí por varias horas, acompañado por Ramón López, ministro consejero de la legación diplomática venezolana.

La Estrella pudo conocer que a Figueroa le fue devuelto su pasaporte diplomático, pero no se le permitió la entrada a Panamá, debiendo entonces retornar a Venezuela.

MALESTAR DIPLOMÁTICO

La situación produjo incomodidad en la sede diplomática de la República Bolivariana de Venezuela, cuyo embajador Jorge Durán Centeno calificó de “inaudito” el trato dado por las autoridades panameñas a su compatriota.

“Es preocupante y carente de sentido de respeto a una persona que ha entrado varias veces al país, por razón de su cargo como miembro del Parlamento Latinoamericano”, expresó Durán Centeno a La Estrella.

El asunto, aseguró, ya está en conocimiento del presidente Hugo Chávez. “No queremos agregar tensión a esto, pero le hago saber que Venezuela hará sentir su voz por este exabrupto”, reiteró.

LA VERSIÓN PANAMEÑA

Se pudo conocer que existe una orden judicial emitida por el Ministerio Público en 1989 contra Figueroa, denunciado por la supuesta comisión de delitos contra el patrimonio.

En la oficina de prensa del Servicio Nacional de Migración se informó que debido a que el diputado cuenta con pasaporte diplomático, no se le puede detener para ser investigado por la denuncia.

“Esto restrinje su ingreso al país; por ello le fue devuelto su pasaporte y se le conminó a abandonar territorio panameño, en vista de que no se le puede indagar”, indicó el informante oficial.

Tras una reunión entre funcionarios del Ministerio de la Presidencia y de la embajada venezolana, el diputado Figueroa pudo entrar al país para participar de la reunión.

“Todo fue un mal entendido”, apuntó el embajador Durán enteno. Finalmente, el incidente fue superado.