Temas Especiales

29 de May de 2020

Nacional

Panamá no debió aumentar los impuestos indirectos

Mañana 1 de julio se incluirá en gran cantidad de artículos y servicios un incremento de 2% en el Impuesto a las Transferencias de Biene...

Mañana 1 de julio se incluirá en gran cantidad de artículos y servicios un incremento de 2% en el Impuesto a las Transferencias de Bienes Corporales Muebles y la Prestación de Servicios (ITBMS), situación que mantiene en expectativa a usuarios, políticos y economistas del país.

Uno de los que abordó el tema fue el economista Adolfo Quintero, quien en KW Continente reiteró que en este momento la mayor preocupación de la ciudadanía y de representantes de la empresa privada recae sobre el uso que se le va a dar a esos 200 ó 280 millones de dólares adicionales que el Gobierno va a recaudar, “porque seguimos sosteniendo que desarrollar impuestos indirectos no es lo más adecuado” para un país que, como Panamá, tiene una pésima distribución de las riquezas, figurando en este momento en la sexta posición de la región.

Si se añaden a esta realidad los datos recavados a través del último informe emitido por el Banco Mundial (BM) sobre oportunidades de mejoramiento de vida de los países de América Latina, donde Panamá tampoco sale bien parado, la situación se sugiere más complicada. Según el estudio, nuestro país no ofrece oportunidades adecuadas para los ciudadanos, sin embargo mantenemos un crecimiento económico y se siguen imponiendo políticas fiscales que supuestamente buscan impulsar ese crecimiento, refirió Quintero. Si el Gobierno decidiera impulsar el aumento de impuestos directos, es decir, que quien gane más pague más al fisco, y se corrigieran algunas desviaciones existentes en lo que respecta a los impuestos indirectos, como lo que deberían contribuir efectivamente al erario público las entidades bancarias, por ejemplo, en lugar de persistir en ampliar los márgenes del ITBMS que lo paga el consumidor final, que somos todos los panameños, el panorama se presentaría mejor, pero sobre todo sería más justo, acotó.

No resulta comprensible para el economista, que en un país con mala distribución de la riqueza se decida bajar el Impuesto Sobre la Renta (IRS) a las ganancias y se cargue al consumidor con un ITMBS más alto. Y es que sin duda para aquel a quien no se le bajó el IRS pero quien tendrá que pagar más ITMBS se le está encareciendo significativamente el costo de la vida.

Quintero también se refirió al nuevo Impuesto Selectivo que afectará artículos de lujo como autos, porque además del incremento del ITBMS tendrán que pagar un porcentaje adicional en concepto de esta nueva carga impositiva.

Muy probablemente a finales del año se podrá evaluar la efectividad de este incremento. Ojalá si se detecta que los resultados no fueron los esperados, el Gobierno tome los correctivos que sean necesarios para mejorar las condiciones de vida de los conciudadanos.