Temas Especiales

03 de Jul de 2022

Nacional

Querella administrativa contra exdirectivos de Financial Pacific

La exempleada de la casa de valores Mayte Pellegrini interpuso un proceso administrativo contra Carlos Osorio Wald y Josué Absalón Chávez

Querella administrativa contra exdirectivos de Financial Pacific
A Mayte Pellegrini le liquidaron sus acciones a pesar de una orden judicial sobre su cuenta en la casa de valores.

Mayte Pellegrini, exempleada de la casa de valores Financial Pacific, interpuso una demanda en contra de Carlos Osorio Wald y Josué Absalón Chávez, exdirectivos de la empresa, por haber liquidado acciones de Facebook que le pertenecían sin su autorización, e ignorando una orden judicial de aprehensión de la cuenta de inversión.

El cuerpo de la demanda interpuesta ante la Fiscalía Decimotercera del Primer Circuito Judicial, el pasado 28 de diciembre, arguye que durante la administración de Mendo Sampaio, a sabiendas de la aprehensión emitida por el Ministerio Público a la cuenta N°100630 que tenía Pellegrini en la casa de valores, los entonces directivos liquidaron sin autorización de la Fiscalía o del Juzgado Segundo de Circuito Penal, las acciones de su titularidad.

‘Estamos querellando a los directivos de Mendo Sampaio por el mismo delito que metió presa a Mayte, contra el orden económico; veremos si hay justicia selectiva o no en el Ministerio Público',--
KEVIN MONCADA
ABOGADO DE LA DEFENSA DE MAYTE PELLEGRINI

De acuerdo con la querella, las 1,026 posiciones fueron vendidas ilegalmente, cada una por un valor de $69.039, ‘monto que fue disminuido de la cuenta de Financial Pacific, Inc, en Augusta Payments & Services Ltd., desconociendo los directivos la orden previamente dictada'.

Pellegrini consultó al liquidador de Financial Pacific, José Ángel Hidrogo, acerca de las acciones y éste, en una carta fechada el 30 de octubre pasado, respondió que en una revisión realizada a la cuenta se percataron de que el día 30 de junio de 2014, la inversión que mantenía fue liquidada y que ‘el producto de la liquidación fue disminuido de la cuenta Financial Pacific Inc., en Augusta Payments & Services Ltd., desconociendo los directivos de Financial Pacific la orden que previamente había dictado la Fiscalía Decimotercera sobre la cuenta'.

Augusta Payments & Services, ubicada en Uruguay, fungía como custodio de los dineros de la casa de valores; sin embargo, el Banco Central de ese país indicó que no ‘cuenta con licencia para operar', según se lee en la carta del liquidador, a la que tuvo acceso La Estrella de Panamá .

En teoría, la exempleada debió haber recibido $69,039.54 por la venta de las acciones de la popular red social, pero no fue así.

‘Estamos querellando a los directivos de Mendo Sampaio por el mismo delito que metió presa a Mayte Pellegrini, contra el orden económico; veremos si hay justicia selectiva o no en el Ministerio Público', indicó Kevin Moncada, defensor de Pellegrini.

Pellegrini explicó a La Estrella de Panamá que decidió reclamar su dinero mientras permanecía detenida por una acusación de fraude por $12 millones que le habían achacado los ejecutivos de la casa de valores antes de que esta se transfiriera a manos de los brasileños.

Al tanto sobre el embargo que pesaba sobre su cuenta de inversión, cuyo saldo era de $40 mil, la situación que atravesaba la obligó a vender sus acciones para hacer frente a deudas pendientes. ‘Yo sabía que tenía $40 mil embargados, pero no sobre el excedente que se originaría sobre la venta del precio de las acciones de Facebook, que para el tiempo que pretendía venderlas reflejarían aproximadamente $60 mil, pero arbitrariamente vendieron mis acciones al precio del mercado y se llevaron la plata', declaró Pellegrini.

La exempleada envió a su abogado a Financial Pacific, tres meses antes de que la Superintendencia del Mercado de Valores interviniera por segunda vez la casa de valores, cuando aún estaban al mando los directivos brasileños, pero le ‘dieron vueltas y nunca entregaron la plata', recuerda.

Cuando el liquidador invitó a los cuentahabientes a reclamar sus bienes, Moncada volvió, una vez más, para reclamar los dineros de su cliente, pero la noticia que recibió fue que ‘no tenía ni un centavo', dijo.

La fiscal Lorenza Gutiérrez, que admitió la querella, negó a Pellegrini, sin embargo, una solicitud de medida cautelar de detención preventiva contra los demandados hasta recabar toda la información necesaria. Sí admitió que se llame a declarar al liquidador de la casa de valores.

SOBRE LA CUENTA

En 2013, el Ministerio Público solicitó la aprehensión provisional de la cuenta de inversión N°100630 a nombre de Mayte Pellegrini por la suma de $40 mil.

‘Sabía que tenía $40 mil embargados, pero no sobre el excedente que se originaría sobre la venta del precio de las acciones de Facebook, que para el tiempo que pretendía venderlas reflejarían cerca de $60 mil',--
MAYTE PELLEGRINI
EXTRABAJADORA DE FINANCIAL PACIFIC

La investigación logró determinar que en las cuentas de Mayte Pellegrini y algunos familiares se depositó parte de los $6 millones que de forma irregular fueron transferidos a la cuenta de la empresa Kasutai, comprometida sociedad anónima de un venezolano luego acusado de estafa.

Según el Ministerio Público, ‘como quiera que las cuentas de inversión guardan relación directa con los dineros transferidos de manera ilícita de la cuenta de Financial Pacific Inc., a la cuenta de Kasutai Group Corp., y a su vez una suma considerable de estos dineros se transfirieron a otras cuentas como la de Pellegrini, el Fiscal Decimotercero de Circuito dispuso congelar la cuenta'.

En septiembre de 2012, los primeros propietarios de la casa de valores Financial Pacific, Iván Clare y West Valdés, formalizaban tratos financieros con Marcial García, un hombre que se presentaba como un prominente petrolero, con múltiples negocios en la empresa gubernamental de Venezuela, llamada Petróleos de Venezuela.

La sociedad anónima que representaba García, y que presuntamente utilizó para estafar millones de dólares de ingenuos inversionistas a los que prometía ingresos astronómicos, se llamaba Kasutai.

Clare y Valdés confeccionaban la estructura legal para formalizar las inversiones de los clientes de la casa de valores que apostarían por los bonos de petróleo en Kasutai. Esta cuenta se convirtió más adelante en la manzana de la discordia de la financiera.

Hoy, Marcial García, el hombre de los grandes intereses, paga cárcel en su país natal, acusado de fraude internacional.

El desfalco a la casa de valores ha sido uno de los delitos financieros más complejos identificados en Panamá durante los últimos años, tras identificarse que los fondos que recapitalizaron la casa de valores provinieron de dos empresarios amigos del entonces presidente Ricardo Martinelli.

La investigación aún sigue abierta.