Temas Especiales

07 de Mar de 2021

Nacional

Gustavo ha sido ‘el poder detrás del poder'

Nicolás Jerome trabajó con Gustavo García de Paredes como vicerector administrativo de la Universidad de Panamá (UP).

Gustavo ha sido ‘el poder detrás del poder'
Nicolás Jerome, de la Facultad de Administración Pública, busca la rectoría de la UP. (2016 - 2021).

Nicolás Jerome trabajó con Gustavo García de Paredes como vicerector administrativo de la Universidad de Panamá (UP). Esa relación laboral le permitió conocer íntimos detalles de su administración. Sin tapujos en la lengua, Jerome, quien aspira a ser el próximo rector, habló de licitaciones amañadas, perjuicio al patrimonio de la universidad y corrupción en las bases de la administración de García de Paredes. Aseguró que existen intereses económicos tras las valiosas tierras que la UP posee en Tocumen.

TRES CAMBIOS INMEDIATOS DE LLEGAR A SER RECTOR

Ahora mismo hay un centralización excesiva en la administración. Yo voy a plantear una descentralización. El otro aspecto sería eliminar una dualidad administrativa que ha causado los desmanes y las críticas que ha tenido la universidad en torno al patrimonio de la UP. El tercer aspecto es la promoción de investigación.

¿CÓMO RECUPERAR EL PRESTIGIO DE LA UP?

Justamente promovbiendo la investigación. Los profesores investigan desde una iniciativa personal, pero la universidad no lo hace a nivel institucional. Entonces lo que requerimos es que se institucionalice y algo de eso se ha desarrollado en la vicerrectoría de investigación y postgrado. En el país se debe promulgar una ley general de creación de un banco de datos de investigadores.

¿HUBO O NO LICITACIONES AMAÑADA EN LA ADMINISTRACIÓN DE GARCÍA DE PAREDES?

Lo que pasa es que en la universidad es que el rector creo un grupo paralelo a la administración y lo componen dos personas que el trajo: Enrique Lao Cortez y Adrián Cuevas, con una experticia en la Contraloría General de la República. En consecuencia ellos conocen como decía un chinito: ‘el truquito' de las licitaciones públicas.

¿INVESTIGARÍA A GUSTAVO GARCÍA DE PAREDES?

Yo investigaría a los que han estado detrás de el haciendo cosas malas, muy malas, que han comprometido el patrimonio de la Univeridad de Panamá. Yo decía que hay una estructura paralela. Yo le llamo el círculo cero (Enrique Lao y Adrían Cuevas) de Gustavo García de Paredes. Y he dicho públicamente que los voy a desaparecer a todos ellos. Hay una aureola alrededor de ellos.

¿HAN ACTUADO ESAS PERSONAS, A SU JUICIO, EN CONTRA DEL PATRIMONIO DE LA UP?

Por supuesto.

SIENDO VICERRECTOR ¿ERA CERCANO AL RECTOR?

Cercano a él, no. Pero a los intereses de la UP, sí.

¿QUÉ PUDO OBSERVAR DESDE ESE PUESTO?

Que el círculo cero es el que determinaba que debía hacerse o no. En ese círculo metieron al señor Domitilo Córdoba, un ladrón de primera calaña. Yo lo traté porque el rector lo nombró. Pero, cuando me dí cuenta que era un ladrón lo emplacé. Y le dije: usted va a estar aquí hasta el martes porque está botado. Y él me dijo que iba a hablar con el rector. Le dije: hable con quien quiera, pero usted se larga de aquí por ladrón.

¿CÓMO RESUMIMOS LA GESTIÓN DE GUSTAVO GARCÍA DE PAREDES?

Si lo vemos globalmente, la universidad ha crecido y ha dado un salto cualitativo favorable. No conozco a Gustavo desde la década del 70 y muchos piensan que ha estado gobernando diez o quince años. No, él tiene cuarenta años de ser el poder detrás del poder. Cuando estaba Rómulo Bethacourth era él quien mandaba en la UP. Él nunca ha dejado de decidir las cosas allí, siempre ha sido el hombre clave. Él armó un círculo de colegas que siempre han estado alternándose en el poder.

¿CÓMO HACER PARA QUE HAYA MÁS PRESUPUESTO PARA LA ACADEMIA?

El presupuesto tiene dos componentos, el de funcionamiento y el de inversión. Yo soy administrador público. He dicho que la universidad necesita un buen administrador, no un físico, ni un químico, ni un biólogo. Pero el elector es el que tiene la última palabra.

USTED HABLA RECURRENTEMENTE SOBRE LA ‘LISTA CLINTON'. ¿QUÉ PIENSA DE ELLO?

No sé lo que hay en el fondo de eso, pero eso es una vulgar intervención en los asuntos internos del país.

¿QUÉ DEBE HACER EL GOBIERNO FRENTE A ESTO?

Debe ser más firme. El embajador prácticamente intervino aquí y tocó la puerta de la Procuraduría diciendo lo que hay que hacer. Lo peor es que no hay evidencias reales en el caso (de Abdul) Waked.

¿QUÉ TIENE QUE DECIR SOBRE EL ALQUILER DE LAS TIERRAS EN TOCUMEN?

Una de las más grandes metidas de patas. Yo pedí a mis subalternos ese contrato y nunca me lo presentaron porque el círculo cero no me lo permitió.

¿HUBO O NO ACTOS INDEBIDOS?

Claro... yo me encontré hace menos de 24 horas con el anterior vicerrector y me confió que el motivo de su salida fue el caso de las tierras de Tocumen.

¿HAY ALGUIEN DETRÁS DE ESAS TIERRAS?

Los empresarios cocotudos se entienden entre ellos. Yo sé que (Stanley) Motta es uno, (Herman) Bern es otro. Aparentemente lo que se quiere ver es quién se queda con las tierras de Tocumen. El contralor Federico Humbert también anda detrás de esos terrenos.