28 de Sep de 2021

Nacional

Requieren recolectar 581 mil firmas para llamar a la Asamblea Constituyente

La recolección de firmas todavía no ha empezado, pero ya han estado sumando fuerzas de la sociedad civil, gremios, oenegés, partidos políticos

Compras navideñas en la peatonal
Se busca generar  un movimiento, por unas reformas a la Constitución que permitan el bienestar común.Roberto Barrios | La Estrella de Panamá

Unas 581 mil firmas se requieren recolectar para que los ciudadanos puedan convocar a una Asamblea Constituyente en Panamá, mientras que el Tribunal Electoral ha habilitado nuevas opciones para que los panameños que estén de acuerdo con los cambios a la Constitución puedan participar.

“El interés nuestro es lograr esas 581 mil firmas de la manera que sea viable. Eso significa alrededor de 3 mil firmas diarias, un esfuerzo monstruoso, donde no se está inscribiendo un partido político ni se está en proceso electoral, donde está en juego el poder público, no, no, es un movimiento puramente cívico porque aquí lo que estamos tratando es que los ciudadanos llamemos a la Constituyente”, afirmó en TVN el abogado y representante de la sociedad civil, Carlos Ernesto González.

El proceso de la recolección de firmas todavía no ha empezado, pero ya han estado sumando fuerzas de la sociedad civil, gremios, oenegés, partidos políticos, sobre la base de objetivos en común y que todos acuerdan. “Lo hemos estado haciendo y por eso todavía no hemos iniciado el proceso en el Tribunal Electoral”, expresó.

Lo que pasa -añadió González- es que "no solamente es un tema de recoger firmas, sino que tenemos que generar un movimiento que permita o que de espacio a que los panameños nos empinemos sobre nuestras diferencias, que ya lo hemos hecho en el pasado y ha sido muy exitoso, para lograr confianza entre nosotros, con el fin de lograr un objetivo para el bienestar de todos”.

En esa línea, González destacó que el cambio de la Constitución permite diseñar instituciones que generen los incentivos correctos de manera tal que se tengan unos mecanismos institucionales que sean legítimos para la población. “No como los que tenemos donde la población no siente que son unas instituciones legítimas las que tenemos”, comentó.

Sobre las cosas puntuales que deben ser incluidas en las reformas constitucionales subrayó que primero es importante señalar que hay una enorme mayoría de panameños que están claros en que la institucionalidad que tenemos no funciona y que requiere cambios profundos. “Eso es claro y las encuestas así lo demuestran. El problema nuestro es poderle llegar a esos ciudadanos para recoger las firmas a fin de lograr ese objetivo”, apuntó.

Sin embargo, dijo que en este proceso han definido ciertos objetivos comunes que están en todas las propuestas que se han hecho en materia de cambio constitucional; y esos objetivos comunes los han reflejado en un documento, en el cual los grupos que se sumen al movimiento para lograr la firma, sean adheridos.

Señaló que “son objetivos que todos queremos: reducir el poder presidencial o el excesivo poder presidencialista que tenemos, tener verdaderos pesos y contrapesos en la Constitución, reformar profundamente la Asamblea Nacional, cambiar la estructura de su formación, y de los elementos que generan independencia de los magistrados de la Corte Suprema de Justicia y de la Administración de Justicia, tener un servicio civil profesional, no que la administración pública se convierta en una piñata del partido ganador”.

“Esas son las cosas que los panameños queremos y se tienen que reflejar en una Constitución y tienen que ser debatidas por la Constituyente y hay distintos caminos para llegar a ella, pero el objetivo que tenemos todos es similar”, sostuvo.

Respecto al mecanismo que ha establecido el Tribunal, precisó en este caso las firmas se van a comenzar a recolectar una vez que el Tribunal los autorice, una vez le presenten el memorial que planean hacer la próxima semana, pero el proceso de recolección puede tardar como tres o cuatro semanas más. “Ellos (Tribunal) lo anuncian y entonces hay un proceso de entrenamiento de activistas y luego se inicia el proceso de recolección de firmas”, manifestó.

Para la recolección de firmas ahora mismo el Tribunal cuenta con distintos mecanismos como: ir al Tribunal y firmar, el sistema de kioscos (unos 40) que se está instalando en el país, en lugares de alto tráfico peatonal. “Ahí las personas entran l kiosco y con una medición biométrica, simplemente, se inscriben o firman por la Constituyente”.

También se puede firmar a través de celulares, que portarán activistas autorizados por el Tribunal Electoral. “Es lo mismo que era antes los libros móviles, pero ahora es con un celular para garantizar quién es la persona, a través de la página del Tribunal Electoral (El Tribunal Contigo) en la web donde uno entra y se registra y se le da una cita para uno pueda expresar su voluntad”, acotó.

Igualmente, habrá algunos libros móviles en lugares rurales donde no hay internet. “Estas son básicamente las opciones que tiene el Tribunal. Nosotros vamos a hacer énfasis en algunas de ellas, estamos en el periodo de ver cómo lo vamos a organizar”, enfatizó.

Por último, recalcó que “si no se logra el número fijado no se logra Constituyente, eso es así; sin embargo, en el proceso nosotros ya hemos sumado prácticamente la totalidad de los partidos políticos de oposición, hemos invitado al del gobierno también que se sume o que incluso el presidente que llame él a la Constituyente, hemos agregado gremios, oenegés, como dije antes, estamos en conversaciones con muchos otros grupos, en un proceso de confianza difícil de crear en un ambiente donde ésta se ha perdido entre nosotros”.