18 de Sep de 2021

Publicando Historia

Merecido triunfo obtuvo el licenciado Carmelo Lombardo Conte

Nota del Editor: A mediados de la década de 1960 empieza a distinguirse el abogado penonomeño Carmelo Lombardo Conte, quien rápidamente brilló en el mundo judicial del interior del país, llegando a ser reconocido por sus conocimientos del derecho y su pluma. Con respecto a su oratoria, era tan elocuente que se ganó el sobrenombre de “La espada flamígera”. Sus méritos cruzaron lo jurídico, para incursionar en la política, donde también tuvo destacada participación. Publicamos una nota del corresponsal en Penonomé de 'La Estrella de Panamá' publicada el 30 de noviembre de 1964, que da cuenta de uno de sus triunfos legales, que causó revuelo nacional. Al no constar en la nota, desconocemos el nombre del corresponsal

Merecido triunfo obtuvo el licenciado Carmelo Lombardo Conte
Merecido triunfo obtuvo el licenciado Carmelo Lombardo Conte

En juicio oral ante jurados seguido contra Dora Rodríguez C., por el delito de infanticidio, ventilado en el Tercer Tribunal Superior de Justicia, obtuvo otro brillante triunfo el distinguido abogado Carmelo Lombardo Conte, en su calidad de defensor de la procesada, hecho consumado en la provincia de Herrera en mayo de 1962. El infanticidio fue cometido en el mismo instante de dar a luz al hijo recién nacido.

Ante la expectativa general y siendo las 12:00 de la noche de ayer, los jurados de conciencia profirieron el veredicto absolutorio. Un momento solemne y dramático fue cuando el Lic. Carmelo Lombardo Conte con voz emocionada concluyó su segundo alegato en forma tan conmovedora, que provocó que se vertieran lágrimas entre mujeres y hombres asistentes a la audiencia por lo trágico y humano del caso y de la situación de la defendida.

El licenciado Carmelo Lombardo Conte demostró que la procesada Rodríguez consumó el acto cuando atravesaba por un periodo de crisis catatímica, trastornos mentales transitorios o psicosis confusional.

El joven abogado Lombardo Conte hizo una exposición psiquiátrica y a fondo de la personalidad de la procesada, de sus conflictos emocionales, de sus frustraciones, del calvario de su vida, de las neurosis obsesivas y de ansiedad, de la ejecución inconsciente y fuera del control de su voluntad, del acto. Asimismo, analizó el estado neurológico y psicológico de la joven señora y los mecanismos y procesos psíquicos operados en la persona de la encausada.

Merecido triunfo obtuvo el licenciado Carmelo Lombardo Conte
Merecido triunfo obtuvo el licenciado Carmelo Lombardo Conte

Por otra parte, la acusación estuvo a cargo del honorable señor fiscal del Tercer Tribunal Superior de Justicia del Segundo Distrito Judicial, licenciado Jorge E. Macías, fiscal consagrado y de vasta experiencia jurídica, quien solicitó un veredicto condenatorio pero con responsabilidad atenuada porque el debilitamiento, disminución o trastorno de sus facultades mentales no la privaron completamente de discernimiento, conciencia y voluntad al ejecutar el hecho delictuoso.

Los alegatos de ambas partes fueron extensos e interesantes ya que tanto la acusación como la defensa para sostener sus respectivas tesis y argumentos se basaron en informes médico-legales, psiquiátrico forenses y en opiniones de eminentes doctores y autores de psiquiatría forense.

El jurado de conciencia estuvo integrado por los honorables señores, don Narciso Martínez, profesor Moisés Tejeira, Jr., don Eladio Espinosa, don Alfonso Jaén y Jaén, don José Dolores Quirós y don Demetrio Figueroa, que resultó suplente. Presidió la audiencia el honorable magistrado licenciado don Raúl Ernesto Jaén Polo.

Este corresponsal se une a las múltiples felicitaciones recibidas por el joven y promisorio abogado licenciado Carmelo Lombardo Conte.