Temas Especiales

06 de Apr de 2020

Redacción Digital La Estrella

Columnistas

Introspección a mi Colón y decidir por la resiliencia

El domingo pasado fui a visitar a mi familia en Colón, después de jugar la lotería decidí ir a cambiar unos cuantos pedacitos de chances...

El domingo pasado fui a visitar a mi familia en Colón, después de jugar la lotería decidí ir a cambiar unos cuantos pedacitos de chances en la Lotería Nacional. Durante el trayecto observaba cómo había mejorado la rehabilitación de la carrera de Sabanitas hacia Colón, las señalizaciones y los postes de luz hacían un ambiente de prosperidad, principalmente la expansión de la infraestructura de la Zona Libre en los Cuatro Altos.

Le comente a mi hermana: “ vamos a hacer un recorrido por la ciudad para realizar una introspección a mi Colón en el crecimiento económico, desarrollo social, bienestar social y la resiliencia ”. Para poder lograr este análisis hago referencia y le recomiendo leer el libro “ La Verdad sobre Colón ” de los autores colonenses Max Salabarría Patiño y Emma C. Salabarría Patiño: “ Colón es distinta por las circunstancias que la hicieron surgir sobre un sitio inhóspito, por su posición geográfica excepcional, heterogeneidad de sus habitantes, por el trazado rectilíneo de sus calles, actividad comercial, primera Zona Libre del Hemisferio Occidental, lluvias y voraces incendios. Es distinta también, por el abandono en la cual la han tenido las administraciones públicas y por las incumplidas promesas que a sus hijos les han hechos los políticos en función de gobiernos, antes y después de 1903 ”.

Durante el recorrido recuerdo lo mencionado, “ total abandono de mi ciudad ”. “ Las viejas casas con tuberías PVC de 1 ” en forma de telaraña con bombas de agua para poder recibir el agua potable, las mismas casas reflejan la pobreza extrema por la falta de pintura y el deterioro notable del alcantarillado. ¡No comprendo! Rodeado de un crecimiento económico: Puertos, Zona Libre, Bahía Las Minas, ferrocarril, Canal, etc. y no hemos despegado. ¿Será que no tenemos claro el concepto de crecimiento económico, desarrollo social, bienestar social los empresarios, los políticos y la población de Colón o es cuestión de resiliencia?

Bienestar Social, se le llama al conjunto de factores que participan en la calidad de vida de la persona y que hacen que su existencia posea todos aquellos elementos que den lugar a la tranquilidad y satisfacción humana. Desarrollo Social, se refiere al desarrollo del capital humano y capital social en una sociedad. Implica una evolución o cambio positivo en las relaciones de individuos, grupos e instituciones en una sociedad. El Crecimiento Económico es el aumento de la renta o el valor de bienes y servicios finales, producidos por una economía en un determinado período de tiempo. Por ende, una cierta mejora del nivel de vida de las personas.

“ La resiliencia no es más que una manera positiva de vivir después de una infancia sufrida, porque puede encontrarse prueba de ello en cualquier momento de la vida. Podemos convertirnos en resilientes a cualquier edad, mejorando nuestras aptitudes para comunicarnos, para hacernos responsables de nuestra vida, desembarazándonos de nuestra falsas culpas, aclarando y profundizando nuestras convicciones, dando sentido a nuestra vida y haciendo crecer en nosotros la compasión por el otro ”. Rosette Poletti — Barbara Dobbs 2005.

Cada uno de nosotros, si queremos que Colón vuelva ser la tacita de oro, tendremos que hacer ciertos ajustes, tales como: Cambiar de actitud, ser vigilantes de que se cumpla la propuesta del nuevo gobierno, dedicarle más tiempo a la educación, arte, cultura, espiritualidad y deporte para lograr que socialmente cambiemos. Debemos seleccionar a las mejores personas para que nos representen en beneficio de Colón y no en su beneficio personal, rescatar a Colón de la Banda. Es importante la responsabilidad social empresarial de los empresarios en la Zona Libre, para ayudar a Colón y empezar a practicar la resiliencia para que el ambiente no sea nuestro mayor enemigo. Pr. 10:15,16, “ Las riquezas del rico son su ciudad fortificada; y el desmayo de los pobres es su pobreza. La obra del justo es para la vida ”.

*Doctor en Ciencias Empresariales y miembro fundador del Instituto Laico de Estudios Contemporáneos.tsalazar@cableonda.net