Temas Especiales

23 de May de 2022

Cultura

La Granja: para vivir una aventura agroturística extrema

Este centro recreacional invita al viajero a disfrutar del campo y la aventura ofreciéndole un trato de calidad en los pasadía y hospedaje. El sitio de 115 hectáreas está ubicado en la provincia de Colón

‘El turismo favorece el contacto del hombre con la naturaleza y con las culturas, promueve la valorización de los recursos ambientales y presenta las bellezas de la creación como una herencia común de toda la familia humana', dijo el papa Juan Pablo II. Esta frase se aplica a La Granja, Campo y Aventura, un centro recreacional de exuberante vegetación y entretenimiento para niños y adultos, ubicada en la provincia de Colón, entrando por la barriada San Judas Tadeo, a una hora y quince minutos de la ciudad de Panamá.

Al llegar al sitio de 115 hectáreas todo se conjuga. El olor a naturaleza, el cantar de las aves, grillos, cigarras o el rugir de los monos aulladores escondidos en la copa de los árboles permiten que el visitantes viva una experiencia única y enriquecedora.

El circuito de aventura

La primera aventura comienza en la casa del árbol. Desde ahí se contempla gran parte del lago Gatún, rodeado del bosque tropical húmedo el cual hace de la vista una gran postal.

El siguiente viaje es por la tirolesa o canopy , de cinco líneas, dos de las cuales cruzan por encima del Gatún, el lago creado entre 1907 y 1913 durante la construcción del Canal de Panamá. Se trata del único canopy del país que atraviesa este lago artificial y uno de los que posee una línea con más de 700 metros de longitud en la ciudad de Panamá.

Para deslizarse de un punto a otro es imprescindible que la persona use equipos de seguridad como arnés, cascos, guantes y poleas. Los guías asignados ofrecerán una charla de seguridad donde se conocerán los métodos para realizar este viaje por las alturas.

‘El turismo sostenible es aquel que mantiene el equilibrio entre los intereses sociales, económicos y ecológicos',

ORGANIZACIÓN MUNDIAL DEL TURISMO

El mínimo de edad para el canopy es de seis años. Siempre y cuando el niño decida que puede hacer el recorrido y estar dispuesto a viajar en cable junto a un guía, en caso de ser necesario. El límite de edad dependerá del estado físico y de salud de cada persona, tomando en cuenta las restricciones a personas con enfermedades cardiacas, presión alta o embarazadas.

Este prometedor lugar en la provincia caribeña también invita al visitante a desafiar su agilidad y destreza en el parque de aventura extrema. En esta dinámica la persona atraviesa ocho pruebas, tales como cruzar puentes y cuerdas elevadas, pasar a una isla por medio de un tronco que sirve de puente y hasta cruzar un muro de escalar.

El sitio también se presta para disfrutar de la ecología, mediante caminatas por senderos naturales avistando plantas y flores (orquídeas, musgos, helechos y bromelias) en su hábitat, como también aves silvestres como águilas, colibríes, palomas e infinidad de árboles como teca, guácimo, jobo, pino, totumo y muchos otros. Es un recorrido ecoturístico donde se encontrarán diferentes riquezas hídricas como quebradas, cascadas, pozos y nacimientos de agua de óptima calidad; es realmente un reencuentro con el planeta desde adentro.

Luego de tanta adrenalina viene la calma. Un tour por las calmadas aguas del lago Gatún en cayac es lo recomendado, especialmente para relajar el cuerpo. Este deporte se puede realizar en pareja, en solitario o en grupo observando el paisaje natural y disfrutando la fresca brisa que abraza mientras se avanza remando. Y si prefieren, se puede tomar un paseo en bote con capacidad para 20 personas.

¿Qué más ver?

El área agro es primordial en La Granja. Durante un recorrido agropecuario el visitante puede interactuar con los animales (vacas, caballos, cabras, chivos, ovejas, gallinas, gansos, conejos y búfalos). El objetivo es enseñar a las personas las formas de hacer buen uso de los animales y cultivos esenciales de consumo básico y que representan algún beneficio, ya sea en especie o económico.

También está el mariposario, un área de 600 metros cuadrados con 15 especies de mariposas. Aquí se conocerá sobre la importancia, el entorno y la forma de procrear de las mariposas.

Este hostal es de estilo campestre y posee 14 habitaciones (tipo familiar, parejas y múltiples) con servicio de wifi, agua caliente y algunas con desayuno incluido. Además, dos restaurantes —Heliconias y Rancho del Lago—, donde ofrecen comida nacional e internacional.

Definitivamente un día no es suficiente para recorrer toda la granja, pero lo que si es garantizado es que el visitante se irá a casa con ganas de regresar. Y es que el turismo sostenible mantiene el equilibrio entre los intereses sociales, económicos y ecológicos, así lo afirma la Organización Mundial del Turismo.