Temas Especiales

11 de Aug de 2020

Tecnología

Tecnologías que salvan el medio ambiente

Utilizar alternativas tecnológicas como drones, energía eólica y paneles solares contribuye a que la naturaleza sea más autosostenible. Estas nuevas tecnologías ayudan a minimizar las consecuencias del cambio climático en el planeta

Tecnologías que salvan el medio ambienteShutterstock

Desde el descubrimiento de la tecnología, su uso ha sido fundamental para el desarrollo humano. Y es que nos ha simplificado varios aspectos de la existencia. Sin embargo, el mal uso de esta alternativa ha generado innumerables retos para la sostenibilidad y la conservación del medio ambiente. El desarrollo industrial y comercial actual, el mayor de toda nuestra historia, ha puesto en riesgo el equilibrio de la Tierra.

  • Los paneles solares son tecnología renovable.Archivo | La Estrella de Panamá
  • Los drones son utilizados en los sembradíos de arroz.Shutterstock

Pero, ¿cómo puede la tecnología proteger el medio ambiente en un futuro próximo? Expertos afirman que ambos conceptos están más relacionados de lo que parece porque es la propia naturaleza la que inspira a la tecnología a innovar, ya que ella debe ser parte de la solución y no parte del problema del cambio climático.

“Esas tecnologías que son parte de la solución se las llama 'verdes' y se refieren al uso eficiente de los recursos tecnológicos minimizando el impacto ambiental, maximizando su viabilidad económica y asegurando deberes sociales”, destacó Gary Stutte, experto en cultivos espaciales de la Agencia de Aeronáutica y el Espacio (NASA).

En Panamá desde hace unos años se está aplicando varios tipos de tecnologías verdes. Una de ellas es el uso de los vehículos aéreos no tripulados o drones para el riego o fumigación mecanizada en sembradíos de arroz y maíz en las provincias de Chiriquí, Veraguas y Herrera.

“Con los avances que nos presenta la tecnología se puede consumir menos productos fitosanitario que hacen la producción de arroz más elevada del que se hace con los métodos tradicionales como las bombas de mochila y los tractores, obteniendo un resultado de forma precisa controlando aspectos de fumigación tanto de manera manual como autónoma”, manifestó Juan Carlos Díaz de AG Drone Services Panamá.

“Esas tecnologías que son parte de la solución se las llama 'verdes' y se refieren al uso eficiente de los recursos tecnológicos minimizando el impacto ambiental, 
maximizando su viabilidad económica y asegurando deberes sociales”.
GARY STUTTE
EXPERTO EN CULTIVOS ESPACIALES DE LA NASA

Con un vasto y diverso mercado de casi 600 millones de personas, Latinoamérica está adoptando cada vez más el uso de la agricultura en Ambiente Controlado y Panamá se está consolidando como líder en los desarrollos de la finca vertical con uno de los grandes componentes alta tecnología y la innovación.

Las autoridades del agro panameño reiteran que la agricultura controlada es la 'única solución para combatir los efectos de la sequía.

En ese sentido, Gary Stutte, experto en cultivos de la NASA, añadió que el aumento de la población y el deterioro de las zonas de cultivo obligará que la agricultura controlada como las fincas verticales, sea una solución para proveer alimentos en las ciudades de Latinoamérica.

Aplicar tecnologías verdes en las empresas

Las tecnologías verdes se preocupa por resolver todos aquellos problemas asociados a los residuos o el ruido y abarcan desde grandes sistemas, hasta soluciones sencillas que fácilmente pueden ser aplicadas en una pequeña o mediana empresa.

Uno de los casos en mención es la transformación digital. En los últimos años una gran cantidad de empresas y personas han reducido el uso del papel gracias al almacenamiento en sistemas de memoria y en la nube. Esto ayuda a reducir la deforestación y por lo tanto la contaminación ambiental.

La implementación de los autos eléctricos es otro tipo de tecnología verde. Cada vez más compañías se unen para disminuir la contaminación ambiental fabricando autos más sostenibles.

El número de autos eléctricos e híbridos ha aumentado considerablemente y por lo tanto su precio está bajando y su uso disminuyendo la contaminación ambiental.

Ni hablar de los edificios inteligentes. Tanto en las casas como en las oficinas se consume mucha energía, pero la tecnología en la actualidad ha reducido considerablemente el consumo de esta gracias a dispositivos inteligentes como las luces inteligentes y los termostatos.

Otro ejemplo son las energías renovables, como la energía solar fotovoltaíca, la cual se crea tras la transformación directa de la radiación y la luz procedente del sol en electricidad. Esta transformación es posible gracias a unos dispositivos llamados paneles fotovoltaicos, que hacen que la radiación solar incida en las células fotovoltaicas.

Por lo tanto, la energía solar fotovoltaica principalmente sirve y se utiliza para proporcionar electricidad tanto a compañías y redes de distribución de la misma, como para aparatos de usuarios individuales o autónomos.

Las nuevas investigaciones relacionados con esta tecnología, utilizan espejos y platos parabólicos, para concentrar el poder del sol optimizando así la absorción de energía., siendo ésta la última innovación tecnológica asociada a la energía solar.

Mientras que la energía eólica que se obtiene del viento, y una de las más utilizada en el mundo, es una energía renovable, limpia, que no contamina y que ayuda a reemplazar la energía producida a través de los combustibles fósiles.

Actualmente Panamá tiene en funcionamiento el parque eólico Laudato Si de Penonomé, en la provincia de Coclé. Este proyecto inyectará un 63% adicional de energía eólica a la capacidad existente, que alcanza 270 MW en la temporada seca del año, informó la Autoridad Nacional de los Servicios Públicos.

Parque eólico en Penonomé comenzó a funcionar en 2016.Archivo | La Estrella de Panamá

Según datos estadísticos del Centro Nacional de Despecho, en la temporada seca del 2017, la energía eólica en Panamá alcanzó altos niveles de producción, los cuales lograron suplir al mercado energético en un 14%.

Con el paso del tiempo, el ser humano es más consiente con el trato al medio ambiente, y por esto se ha tenido un gran avance en crear tecnología más amigable con el entorno. “Debemos ser optimistas con el futuro ya que nuestro planeta necesita mucho cariño por parte de sus habitantes para su conservación. No toda tecnología es mala si se sabe aplicar bien todos serán beneficiados”, puntualizó el científico de la NASA.