16 de Ago de 2022

Tecnología

Germán Rosón: 'Uno de los principales desafíos en el país es la inclusión financiera'

Recientemente se conmemoró el primer año de la firma del memorando de entendimiento entre Mastercard y el Gobierno de Panamá. Conversamos con el representante de la marca sobre los avances y los pendientes en materia de infraestructura en el istmo

La pandemia puso en contexto el rol de la tecnología en los diversos ámbitos de la vida. Y fue esta el bastón para “paliar los efectos de la crisis y facilitar el acceso a servicios en materia de salud, educación y gobierno, además de permitir a las empresas continuar con sus actividades comerciales”, así lo detalló el informe 'Datos y hechos sobre la transformación digital', publicado por la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (Cepal) en 2021. 

En este contexto, la crisis sanitaria también desnudó las brechas en la adopción tecnológica, “condicionada por los desafíos estructurales de América Latina y el Caribe”. Con estas reflexiones coincide Germán Rossón, gerente de país de Mastercard, con quien platicamos sobre los retos en materia de inclusión financiera, tras un año de haberse concretado la firma del memorando de entendimiento entre la multinacional estadounidense y el Ejecutivo panameño. “En Panamá solo el 46% de la población tiene acceso a una cuenta bancaria y solo el 30% tiene un medio de pago en la mano para hacer transacciones”, dice.

En este tablero, Rosón detalla el papel del sector público con políticas inclusivas; del sector privado como la gran red en el ecosistema de pagos; de la banca, en inclusión y crédito y de las fintech y startups, “que pueden llegar a lugares donde otros actores no pueden”.

Recientemente se conmemoró el primer año de la firma del memorando de entendimiento entre Mastercard y el Gobierno de Panamá, para fomentar el desarrollo económico e impulsar la digitalización. ¿Cuál es el estatus de estas acciones?

Panamá fue el primer país, en toda Latinoamérica donde Mastercard decidió acompañar la estrategia de hub digital. Sabemos que uno de los principales desafíos que tenemos en el país y en general, en la región, es la inclusión financiera, y con el objetivo de avanzar, estamos acompañando ese proceso. Lo firmamos hace un año y hemos venido ejecutando e implementando en los cuatro pilares previstos: inclusión financiera, educación, digitalización de los procesos gubernamentales y la mejora de los procesos internos en áreas como ciberseguridad, turismo, logística; así que con cada una de las entidades hemos venido ejecutando, para mostrar a los panameños los efectos positivos de estas alianzas público-privadas.

La empresa eligió a Panamá como el primer país para lanzar el programa Digital Country Partnership en América Latina y el Caribe, al considerar que contamos con una economía dinámica para este fin. Sin embargo, sabemos que en materia de infraestructura y conectividad hay retos, lo han expresado tanto el Banco Interamericano de Desarrollo como el Banco Mundial. ¿Qué dificultades han identificado?

En Panamá, solo el 46% de la población tiene acceso a una cuenta bancaria y solo el 30% tiene un medio de pago en la mano para hacer transacciones; esto muestra el desafío que tenemos hoy por delante. Así que hay muchísimo trabajo, y semanas atrás lanzamos la billetera, junto con la AIG y la Caja de Ahorros, y tenemos la expectativa de que esto favorezca la inclusión financiera y genere un impacto en el país.

En todo este tema hay cuatro actores fundamentales: el sector público, la banca, la empresa privada y las 'startup' del sector 'fintech'. ¿Cómo ha sido la conversación?, ¿se han alineado?

Queremos implementar un ecosistema de pagos democrático, y cuantos más actores podamos tener involucrados, mucho mejor para todos. A lo que mencionaste le llamo 'las cuatro patas de la mesa'; el sector gubernamental, con políticas inclusivas que permanezcan en el desarrollo y la evolución; el sector privado, en este caso con empresas como Mastercard, como network, aglutinadora en el ecosistema de pagos; la banca haciendo su rol de inclusión de crédito y las fintech startups, que por su dinámica pueden llegar a lugares donde otros actores no pueden llegar por un tema de costos y de acceso a la tecnología. Definitivamente hay muchos retos en infraestructura que con la pandemia han crecido exponencialmente; en el caso de Panamá hay más teléfonos móviles que panameños y el teléfono es el lugar en el que mayormente podemos transaccionar, hacer pagos, acceder a la banca en línea; así que en la medida en que eso siga evolucionando, a través de redes 4G y 5G que permiten mayor velocidad, todas estas fintech y los bancos que se están digitalizando cada vez más, podrán llegar a lugares a los que antes no llegaban.

“Definitivamente hay muchos retos en infraestructura que con la pandemia han crecido exponencialmente; en el caso de Panamá hay más teléfonos móviles que panameños”.

Se estima que una cuarta parte de la población mundial que no tiene servicios bancarios vive en países en desarrollo, muchos en América Latina. Y según el Banco Mundial, el 55% de todos los adultos en la región de América Latina no está bancarizado. ¿Cuál es el rol de la tecnología para hacer frente a este tema?

Es una pregunta interesante porque va al corazón del problema, cómo hacemos para llegar a lugares donde hoy por hoy, la banca tradicional no llega para incluir financieramente a estos actores. De nuevo, destaco el rol del gobierno para permitir el acceso y la democratización de la economía financiera y del ecosistema de pagos, así como el rol de la banca para expandir su oferta de valor y yendo a segmentos más bajos, el rol de las fintech con sus valores agregados y aportes a los comercios que forman el ecosistema, así como nosotros, que como network a través de las alianzas público-privadas estamos trabajando en ese sentido. Un dato interesante que habla de la adopción tecnológica en Panamá, es que antes de la pandemia, en 2019, solamente en el país, el 3% de los pagos era sin contacto, y hoy son más del 70% de los pagos, lo que muestra que la adopción tecnológica se está dando a pasos agigantados.

La séptima Cumbre Financiera Internacional reúne una parte fundamental de la conversación económica a nivel internacional, desde Panamá. Y se estará realizando próximamente. ¿Qué se prevé?

Tenemos previsto conversar sobre digitalización e identidad digital. El mes pasado, en Brasil, se comenzaron a realizar los primeros pagos con biometría facial; es decir que uno se acerca al comercio sin documentos ni plásticos ni productos, y simplemente paga con la cara. Uno de los principales retos que tenemos en Panamá sobre cómo favorecer a través de la identidad digital es el fraude, al validar la identidad de cada una de las personas; eso no solamente va a ayudar al mundo de pagos, sino a toda la banca con la apertura de cuentas, ya que hoy por hoy los tiempos para abrir una cuenta en Panamá son un problema que queremos resolver, así que conversaremos sobre las buenas prácticas de identidad digital que se han implementado en otros países, para traerlas acá.

Usted ha impulsando las alianzas estratégicas que la compañía mantiene con instituciones gubernamentales, sector logístico, bancario y comercios, ¿qué se prevé para el segundo semestre de este año?

Germán Rosón: 'Uno de los principales desafíos en el país es la inclusión financiera'
Germán Rosón, gerente de país de Mastercard.Larish Julio | La Estrella

Hemos tenido una alianza estratégica con la Autoridad de Innovación Gubernamental, y tratamos de aportar y acompañar el proceso de digitalización. Hoy más de 20 entidades que antes no aceptaban pagos digitales, están digitalizándose. Para el próximo paso, iremos por Tránsito; estamos también conversando por un hub de ciberseguridad que queremos lanzar desde Panamá. Hace poco recibimos en nuestras oficinas al ministro de Comercio e Industrias, Federico Alfaro, y tuvimos una charla productiva en todo lo que podemos hacer con las pequeñas y medianas empresas en temas de turismo y agro; la cantidad de proyectos que tenemos para el segundo semestre es grande.

Panamá es ya una referencia como 'hub' logístico y financiero, ¿podría ser alguna vez un 'hub' de tecnología?

Panamá tiene todas las características para serlo. Dentro de esta conversación con la AIG, también hablábamos con el ITSE, porque uno no puede ser un hub digital si no tiene o desarrolla el talento que esté preparado para tomar los puestos que se van a crear a través de esa visión. A nivel logístico y financiero, por su posición ante el mundo, Panamá ha sabido aprovecharlo, y a nivel digital, con los beneficios de los nómadas digitales para vivir en el país, y el impulso del gobierno en el tema de residencia, tenemos una gran oportunidad por delante. Acabo de mencionar el primer hub de ciberseguridad de Latinoamérica que tenemos pensado planificar acá con la AIG. Hay muchas expectativas y nosotros como empresa SEM hemos crecido y duplicado la cantidad de empleados que teníamos con respecto al año anterior, basados en estas oportunidades que existen en Panamá y en la región.