Temas Especiales

23 de Apr de 2021

Economía

Interconexión con Colombia se cae

A pesar de que uno de los proyectos insignia del gobierno de Ricardo Martinelli para bajar el costo de la electricidad era la interconex...

A pesar de que uno de los proyectos insignia del gobierno de Ricardo Martinelli para bajar el costo de la electricidad era la interconexión eléctrica con Colombia, el futuro del plan es incierto.

De acuerdo con las propias palabras del mandatario, “Panamá necesita invertir los pocos recursos que tiene en una nueva línea de transmisión de Chiriquí a Panamá porque la existente está a plena capacidad”.

Martinelli reconoció que el proyecto con Colombia enfrenta problemas con el estudio de impacto ambiental y aún se desconoce la ruta que seguiría.

El anuncio del presidente se realizó durante el encuentro de empresarios mesoamericanos previo a la Asamblea de Gobernadores del Banco Interamericano de Desarrollo y sorprendió incluso al gerente de la Empresa de Transmisión Eléctrica (Etesa), Fernando Marciscano, quien se encontraba entre el público.

En el foro se analizó la integración del Sistema de Interconexión Eléctrica para América Central (Siepac).

El presidente dijo haber recibido una oferta por parte de un empresario colombiano —de quien no dio detalles— para asumir el costo de la línea de interconexión, que está calculado en unos $500 millones, que serían aportados por ambos gobiernos. Martinelli insistió en que el proyecto tiene escollos y Marciscano afirmó que se están haciendo unos ajustes, de manera que el costo disminuya.

En el caso de la nueva línea de trasmisión desde Chiriquí hasta Panamá, el costo podría oscilar entre los $180 millones a $220 millones y estaría operativa para el 2015. Ya los pliegos están casi listos y se encuentran en evaluación.

Al ser consultado sobre las fuentes de financiamiento, Martinelli dijo que lo desconocía, pero que se trataba de un financiamiento a largo plazo y se pagaría “solo”.

Cabe destacar que los miembros del sector eléctrico han hecho llamados de atención porque la línea de transmisión podría colapsar en un futuro próximo.

Interconexión Costa Rica Panamá tiene 30 años de estar interconectada con Costa Rica, hace algunos años se construyó la segunda y actualmente falta unos 20 kilómetros para terminar la línea para unirse al Siepac.

Se transportan alrededor de 100 MW y una vez se complete la nueva línea se triplicará la capacidad transportando hasta 300 MW, aseguró Teófilo de la Torre, presidente ejecutivo del Ice de Costa Rica y uno de los precursores principales del Siepac.

“El tramo que falta presentó problemas de expropiación y de permisos para el paso de la línea, algo que ocurrió en toda Centroamérica”, dijo De la Torre. Agregó que es difícil cuando se trata de 1,800 kilómetros.

Una de las ventajas de tener esta interconexión es que abarataría los costos y mejoraría la calidad de servicios disponibles. También sería un respaldo para apoyar países que presenten emergencia energética.

Otro punto es que haría más atractiva la nueva inversión al potenciar el mercado.

“En 10 años hay que duplicar todo lo que se ha hecho en 60 años”, afirmó De la Torre. Cálculos indican que se necesitan unos $40,000 millones en nuevas inversiones en el área de generación.

En Panamá la mayor demanda de energía ocurre aproximadamente a las 2:00 p.m., mientras que en el resto de Centroamérica es a las 8:00 p.m. Con la interconexión se podría utilizar mejor la capacidad instalada de los países.