Panamá,25º

17 de Nov de 2019

América

Ministros, gobernadores y asambleístas de oficialismo renuncian en Bolivia

Varios asambleístas que resultaron electos el 20 de octubre pasado decidieron también dar un paso al costado

Imagen proveída por la Agencia Boliviana de Información del presidente de Bolivia, Evo Morales (c), hablando en una conferencia de prensa.Xinhua

Ministros, gobernadores, asambleístas y alcaldes del oficialismo en Bolivia han comenzado a renunciar a sus cargos ante la presión social, que en algunos casos ha derivado en la quema de sus domicilios. 

El ministro boliviano de Minería, César Navarro, renunció este domingo al cargo de forma "irrevocable", después de que ciudadanos incendiaron su casa en la ciudad de Potosí, en medio de la crisis política que vive el país tras las elecciones del 20 de octubre pasado. 

"He presentado mi renuncia porque creo que es un momento doloroso. Entonces he presentado ya mi renuncia irrevocable", expresó Navarro a un medio televisivo. Navarro fue diputado del oficialista Movimiento Al Socialismo (MAS) durante el anterior periodo Legislativo y luego formó parte del gabinete de ministros. 

La renuncia del funcionario se suma a la de René Joaquino, senador por Potosí, quien se aleja del cargo "por la humillación y masacre a mis compatriotas potosinos". 

La ministra de Culturas, Wilma Alanoca, dejó también su cargo ante las constantes amenazas recibidas y advertir que si le pasaba algo era responsabilidad de los líderes opositores Carlos Mesa y el cívico Fernando Camacho. 

Por razones similares dimitió el ministro de Deportes, Tito Montaño, quien señaló que era para preservar la integridad de su familia. Se conoció también la renuncia de la vicecanciller, María del Carmen Almendras, con el argumento de preservar su vida y la de su familia, así como para que se pacifique el país.

 Otro de los renunciantes fue el presidente de la Cámara de Diputados, Víctor Borda, del oficialismo MAS, luego de que su domicilio fue quemado y su hermano fue retenido como rehén en la ciudad de Potosí. "Lamento mucho que mi hermano haya sido tomado como rehén. Por favor basta de violencia, paren la violencia", aseveró Borda, quien además exhortó a que se respete la vida de su hermano.

 A su vez, el gobernador de Cochabamba (centro), Iván Canelas, decidió dar un paso al costado con la finalidad de pacificar el país y evitar más violencia. En el mismo sentido se pronunció el gobernador de Potosí (suroeste), Juan Carlos Cejas, quien dimitió por la seguridad de su familia, ante el hostigamiento del que fueron objeto.

 "No me voy a aferrar al cargo. Juan Carlos Cejas renuncia al cargo porque no voy a arriesgar a mi familia", aseveró. En tanto, el alcalde de la ciudad de Sucre, Iván Arciénega, comunicó también su renuncia con una escueta carta.

 "Hago conocer mi renuncia irrevocable a cargo de alcalde por una solución pacífica al conflicto que vive el país que se restablezca la democracia, el orden constitucional y los plenos derechos de la gente por una Bolivia unida", escribió.

 El viceministro de Turismo, Marcelo Eduardo Arze García, presentó a su vez la renuncia a través de una carta enviada a la ministra de la cartera. Varios asambleístas que resultaron electos el 20 de octubre pasado decidieron también dar un paso al costado y alejarse de cualquier candidatura.