20 de Feb de 2020

Nacional

Entidades darán informes

PANAMÁ. La Sala Tercera de lo Contencioso Administrativo de la Corte Suprema dictó una resolución para pasarle a un juez o magistrado el...

PANAMÁ. La Sala Tercera de lo Contencioso Administrativo de la Corte Suprema dictó una resolución para pasarle a un juez o magistrado el proceso del Bus 8B-06 sobre la indemnización por daños y perjuicios interpuesta contra la Autoridad Nacional del Tránsito y Transporte Terrestre.

Con esta acción la Sala Tercera bajo la ponencia del magistrado Víctor Benavides, busca esclarecer mediante un juzgador los hechos que aparecen como dudosos y oscuros en el expediente y en la sentencia donde ya hubo una condena.

En este caso particular se ha solicitado información de entidades gubernamentales, tales como el Ministerio de la Presidencia, la Gaceta Oficial, el Ministerio de Gobierno y Justici, la Autoridad Nacional del Tránsito y Transporte Terrestre, el Banco Nacional de Panamá, la Autoridad Nacional de Aduanas, la Tesorería Municipal de Panamá y el Registro Público.

También se ordena la realización de cierto tipo de pruebas que son necesarias para conocer a fondo el manejo de los trámites que se realizaron antes y despúes del suceso.

Los demandantes piden que se les indemnice con la suma de más de 10 millones de dólares, como consecuencia del incendió ocurrido el 23 de octubre de 2006 del bus la Ruta Corredor Norte-Mano de Piedra.

Son 14 las demandas civiles interpuestas contra el Estado, mientrás que en el Ministerio Público reposan otras denuncia penal por el delito de estafa.

La enfermera Lidia Atencio y el ebanista Luis Contreras deben someterse a una cirugía por un valor de 500 mil dólares cada uno.