Temas Especiales

18 de May de 2022

Nacional

Gobierno destina $65.2 millones al subsidio de interés preferencial

Con la finalidad de apoyar a los personas a obtener su primer hogar, el Gobierno destinó unos B./65.2 millones al subsidio de interés p...

Con la finalidad de apoyar a los personas a obtener su primer hogar, el Gobierno destinó unos B./65.2 millones al subsidio de interés preferencial para el año 2013. Vale la pena destacar que al 2012, unos 61,956 préstamos fueron otorgados bajo este esquema, el que busca transferir los beneficios del crecimiento económico del país, a las clases trabajadoras.

El subsidio de interés preferencial establece un apoyo sobre el monto de interés que paga el cliente a las instituciones bancarias al hacer el préstamo hipotecario para adquirir su primera casa; se creó con la Ley 3 del 20 de mayo de 1985. Empero, la administración del presidente Ricardo Martinelli, ha ampliado sus beneficios en dos ocasiones.

Sobre la más reciente reforma, la Ley 23 del 8 de abril de 2013, permitió a los compradores de viviendas con un precio de hasta B/. 40.000, el beneficio de traspasar el pago de los intereses del préstamo al Estado en un 100% de lo que cobra la banca, lo que se constituye en un impulso a la clase trabajadora del país.

Es importante señalar que la ley original sobre el interés preferencial tiene vigente que si el proyecto residencial tiene un valor de entre B/. 40.001 a B/.65.000, el apoyo estatal será de 2%, cifra que se reduce de la tasa de mercado que cobra el banco por el interés del préstamo hipotecario.

A su vez, el Gobierno también extendió el beneficio del interés preferencial para viviendas con un valor de hasta B/. 120.000 para estimular a los profesionales a comprar su primera residencia, dado que con el aumento de los precios de los materiales de la construcción se había impactado al mercado local, provocando que los proyectos que costaban B/. 80.000 (límite anterior) fueron elevados a B/.

120.000; lo que limitó la posibilidad de compra de la clase media en Panamá, hasta antes de darse la modificación.

En viviendas con un costo de entre B/. 65.001 a B/120.000, el subsidio de interés preferencial, apoya con un 2%, sobre la tasa de interés que cobran las instituciones bancarias.

Gremios de la construcción, promotores de viviendas, así como los consumidores han apoyado las extensiones de la tasa de interés preferencial durante la administración actual, en miras de que el Estado logre reducir el déficit habitacional que existe en el país, el que se estimó en el 2010 en 136.665 unidades que faltaban por construirse.

El apoyo estatal para adquirir una primera residencia a la clase trabajadora y profesional local, es a la vez un estímulo a la economía, la que se transforma en un beneficio directo para los ciudadanos y sus familias, éste no es válido en préstamos comerciales o de segundas residencias que quiera adquirir la persona.

Datos de la Superintendencia de Bancos de Panamá destacan que al primer trimestre del 2013, unos B/14.704 millones fueron dados en crédito hipotecario de estos, B/ 5.589 millones eran beneficiados con la tasa de interés preferencial o un 38%.

El Gobierno destinó B/. 80.5 millones al subsidio de interés preferencial en el 2010, unos B./ 42.1 millones en el 2011, B/. 147.1 millones al 2012 y actualmente son B/65.2 millones, lo que da una inversión de la administración del presidente Ricardo Martinelli de al menos B/. 334.9 millones para apoyar a los trabajadores para que realicen su anhelo de tener una casa propia.