Temas Especiales

28 de Mar de 2020

Nacional

Municipio lanza proyecto para nombrar las calles

La Alcaldía de Panamá ejecuta distintas obras para la recuperación de espacios públicos de la ciudad capital.

La Alcaldía de Panamá entregó el pasado 10 de julio la orden de proceder al consorcio Steer Davies & Gleave Limited-Geosolutions Consulting Inc., el cual se encargará de desarrollar una propuesta para el diseño de un sistema de nomenclatura para el distrito de Panamá.

Este proyecto tendrá un costo de $ 489,078.81 y deberá desarrollarse en nueve meses.

Este sistema de nomenclatura de calles y numeración de puertas y portales permitirá tener el diagnóstico de la situación actual y el diseño del sistema de la ciudad de Panamá, adecuado a las variaciones en la trama urbana. Esto incluye los distritos de Panamá y San Miguelito.

‘En su momento no se planificó el crecimiento de la ciudad de Panamá; por tal motivo, existe la problemática de nomenclatura vial de la urbe capitalina. Una ciudad debe tener una identidad de su sistema territorial, causa confusión al transitar por las vías',

GERÓNIMO ESPITIA

ARQUITECTO URBANISTA

También se elaborará un plano del sistema de nomenclatura en versión digital con aplicaciones tecnológicas que permitan hacer consultas.

OPINIONES EXPERTAS

Gerónimo Espitia, arquitecto urbanista, manifestó a La Estrella de Panamá que la decisión del municipio capitalino es acertada, ya que es muy difícil movilizarse en una ciudad sin señales.

Otro de los puntos que resaltó Espitia es que se debe colocar señales en las afueras del distrito capital.

El especialista agregó que una ciudad debe tener una identidad de su sistema territorial, o se causa confusión al transitar por las vías.

Según el experto, otro fenómeno que se observa en Panamá es la falta de nomenclatura de las edificaciones.

El arquitecto explicó que es común que las barriadas tengan nombre, pero no se ha definido, por ejemplo, dónde comienza la nomenclatura de la misma (A, B, C), lo que dificulta que un visitante encuentre con facilidad una casa si no conoce la ciudad.

En su momento no se planificó el crecimiento de la ciudad de Panamá, por tal motivo existe la problemática de nomenclatura vial, dice.

En los años 70, se creó el Plan de Ordenamiento Metropolitano (POEM), el cual definió la vía ‘Ricardo J. Alfaro' o Tumba Muerto; pero, no se le dio seguimiento, ya que esta vía necesita arterias perpendiculares.

Para el sociólogo Marco Gandásegui, el desorden en las nomenclaturas de la ciudad empezó a mediados del siglo veinte, cuando los gobiernos locales comenzaron a nombrar las calles, avenidas y parques con los nombres de personalidades de la época.

A juicio de Gandásegui, este tipo de favores se daba a cambio de ‘donativos'. Este fenómeno causó que en ocasiones hubiera calles bautizadas varias veces.

Para el sociólogo, este problema afecta hasta a entidades como la Dirección General de Ingresos del Ministerio de Economía y Finanzas, ya que no cuenta con la dirección exacta de los contribuyentes.

‘En el directorio telefónico también se ve este tipo de falencias', destacó Gandásegui, como ejemplo del ‘caos' en la ciudad.

LAS DIRECCIONES FOLCLÓRICAS DE PANAMÁ

El panameño no está acostumbrado a dar direcciones utilizando la nomenclatura formal.

Para muchos, es más fácil dar una dirección utilizando la descripción del paisaje, como un determinado árbol, o referencias comerciales, como una popular ferretería o incluso una panadería, en el caso de La Flor Panameña.

La Flor Panameña se encuentra ubicada en Calidonia.

La calle que está diagonal al comercio es calle T, pero la gran mayoría la conoce como la ‘parada de La Flor Panameña'.

A juicio del sociólogo Marco Gandásegui, la mayoría de los panameños desconoce el lugar donde vive.

Gandásegui agrega que este problema se reduciría con una iniciativa gubernamental para que la población en general vaya tomando conciencia del uso correcto de las nomenclaturas.