La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Nacional

El 2018 cerró con 10,440 menores de edad embarazadas

La estadística incluye solo a menores de edad atendidas en los centros médicos del Minsa y no en la Caja de Seguro Social, por lo que la cifra puede ser superior. En los últimos seis años se han dado 63,513

De las 34, 236 mujeres que ingresaron a control por embarazado durante el año pasado, 10,440 fueron menores de edad, de acuerdo a una estadística preliminar del Ministerio de Salud (Minsa).

La cifra corresponde a todas las regiones de salud y las comarcas indígenas, pero solo incluye a las mujeres que se atendieron en las instalaciones del Minsa y no en la Caja de Seguro Social (CSS). En otras palabras, el número total de menores embarazadas durante el 2018 puede ser superior.

CIFRAS Y PROPUESTA

El problema de menores de edad se da tanto en áreas urbanas como en zonas indígenas

En el 2016, la Asamblea Nacional discutió un proyecto de ley sobre educación sexual que fue rechazado por presión de grupos evangélicos y católicos.

En el 2016 se registró la mayor cantidad de menores de edad embarazadas de los últimos seis años.

Las 10,440 menores de edad embarazadas durante el año pasado supera en 518 casos reportados durante el 2017, cuando se dieron 9,912, de acuerdo con las estadísticas del Minsa.

En 2016, según la cartera de Salud, se registraron 11,298 menores de edad embarazadas en territorio nacional. En los últimos seis años, de acuerdo con el registro del Minsa publicado en su portal web, el total de menores de edad embarazadas es de 63,513.

El 2016 es el período que más casos de menores de edad embarazadas registró. En ese mismo año se dieron protestas de grupos religiosos en contra de un proyecto de ley sobre educación sexual, que había sido presentado por el médico y diputado Crispiano Adames.

Se trata del proyecto de ley No. 61 que busca adoptar políticas públicas de educación integral, atención y promoción de la salud.

La propuesta establece, entre otras cosas, que ‘será obligatoria la inclusión de la educación en sexualidad en la currícula de los centros educativos oficiales y particulares de la República de Panamá. La educación será científica, no sexista, que promueva los valores, la igualdad, la equidad y el respeto entre hombres y mujeres y considerará la edad, los aspectos afectivos, biológicos. fisiológicos y éticos del ser humano.

La iniciativa fue aprobada en primer debate, pero no avanzó ante la presión de grupos evangélicos y católicos.

En el 2016, el Meduca también hizo público las guías sexuales que había elaborado en conjunto con el Fondo de las Naciones Unidas para la Población que abordaban el tema sexual en los centros escolares. El documento no ha sido implementado.

Tanto el proyecto de ley como las guías sexuales fueron defendidas por grupos pro derechos humanos y centraban el debate en la necesidad de enfrentar el problema de menores de edad embarazadas desde la educación científica.

Las cifras de menores de edad embarazadas, lejos de disminuir, se mantiene o aumenta en cada año y el problema se da tanto en las áreas urbanas como en las zonas indígenas.

Durante el 2018, las dos regiones con mayor menores de edad embarazadas fueron la comarca Ngäbe Buglé, con 1,872 casos, y el distrito de San Miguelito con 1,752. Siguen la provincia de Chiriquí y la región de Panamá Metro, mientras que en la provincia de Los Santos no se reportó ninguna menor de edad embarazada (ver infografía) .