Temas Especiales

05 de Aug de 2020

Política

‘En Panamá un título de abogado y un vaso de agua no se le niega a nadie’

En conmemoración del natalicio de Justo Arosemena, se celebra hoy en Panamá el Día del Abogado. José Alberto Álvarez, quien ha dirigido ...

En conmemoración del natalicio de Justo Arosemena, se celebra hoy en Panamá el Día del Abogado. José Alberto Álvarez, quien ha dirigido este gremio en más de una ocasión, hace duras críticas a sus colegas y cuestiona que haya universidades que gradúan nuevos abogados que no reúnen los requisitos mínimos para el buen ejercicio de la profesión.

¿NO LE PARECE UN POCO GROSERO Y NO TEME QUE SUS COLEGAS LO CUESTIONEN POR ESA FRASE?

No, porque soy crítico y creo que hay que hacer algo al respecto.

¿QUIÉN TIENE LA CULPA DE QUE SE ESTÉ GRADUANDO ABOGADOS DE MANERA ACELERADA?

Se da casi en todos los países de América en los que no hay examen profesional. Mira —y lo puedes poner así— en Panamá somos tan amables que un título de licenciado en Derecho y un vaso de agua no se le niega a nadie.

¿QUÉ PROVOCA ESO?

Tienes una mala educación, lo que genera una mala administración de la justicia. Si hay educación chatarra, hay justicia chatarra y un país chatarra. La base de la democracia de los países está en la buena administración de justicia.

¿QUÉ SE PUEDE HACER, ENTONCES?

Estamos redactando una propuesta de ley sobre ejercicio de la profesión y acceso de la profesión.

¡CÓMO...! ¿NO SERÍA COARTAR EL DERECHO DE LOS DEMÁS A TENER ACCESO A LA PROFESIÓN?

Una cosa es el ejercicio y otra es el acceso, que tiene que ver con la educación, la cual debe descansar sobre la base de tres pilares: la colegiación obligatoria, examen profesional y educación legal continuada. Cuando te exigen un título académico en Derecho no te dicen ‘bueno debió cursar seis años, cuatro o tres...’. Entonces hay universidades que no tienen ni una buena biblioteca cibernética.

¿SE ESTÁN VENDIENDO TÍTULOS DE ABOGADO?

Mira, desde octubre del año pasado no veo la estadística, pero para ese momento se graduaba un promedio de 2.86 abogados por día, más de mil por año. Eso es realmente alarmante. Mi idoneidad es la 331 y ya vamos por casi 16 mil. Entonces, hay que revisar bien y prestar mayor atención a qué es lo que se está haciendo.

¿REPERCUTE ESTO EN LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA?

Claro, porque un abogado que no esté bien preparado, no hace un buen pliego para una licitación, no da un buen consejo a un ministro; por eso es que te digo que todo el tema de la democracia de un país gira en torno a la buena aplicación de la justicia. Insistimos en la necesidad de un examen profesional.

¿CÓMO SE APLICARÍA ESE EXAMEN PROFESIONAL?

Sería una sola vez, antes de dar la idoneidad. En Brasil —que para mí cuenta con la abogacía más fuerte del mundo— solo el 8% de los graduados pasa el examen. En los Estados Unidos, el hijo de un famoso senador tuvo que hacer siete veces el examen. Es que en esos países la cosa es seria.

¿CUÁL ES LA RESPONSABILIDAD DEL ESTADO EN ESTE PROBLEMA?

Lo que sucede es que muchas personas que no son buenos educadores han visto en las universidades un negocio. Entonces, en vez de ser parte de la solución, se han convertido en parte del problema, porque si los graduaran con la mayor exigencia académica, entonces estaría bien, pero no hay esa exigencia académica.

¿NO PIENSA QUE PODRÍA INTERPRETARSE ESTO COMO UNA BARRERA DE PARTE DE QUIEN EJERCE LA PROFESIÓN CONTRA QUIENES ASPIRAN A SER ABOGADOS?

No, porque además se propondría que para los que ya estamos en ejercicio, se aplique el examen continuado de lo que es la acreditación del ejercicio de la profesión cada tres años. Es decir, el que está en la calle no está exento de estudiar. Todos los días debe haber actualización.

¿QUIÉN APLICARÍA LA PRUEBA?

Proponemos que se discuta entre el Colegio, las universidades oficiales y la administración de justicia —Corte Suprema, Ministerio Público— que de ellos salga la forma como se va a nombrar a los profesores, las preguntas y quiénes van a ser los examinadores.

¿NO SERÍA UN ARMA DE DOBLE FILO QUE EL GOBIERNO INTERVENGA Y DECIDA QUIÉN ES ABOGADO?

La Universidad de Panamá, la Universidad Santa María la Antigua, la Universidad del Istmo tienen buenas carreras de Derecho. De allí podrían salir ideas para este examen, lo que pasa es que cada día que nos demoramos salen más abogados que no están bien preparados.

¿Y DÓNDE ESTÁ LA FALLA?

Hay muchas. Por ejemplo, las universidades no imparten Ética y hay abogados que actúan hasta en contra de sus propios clientes. Hay algo que yo llamo los medialawyer, esos que se dedican a ventilar sus casos en los medios de comunicación, incluso antes de llevar los recursos a los tribunales. Además, están los que interponen exceso de recursos y después se quejan de la mora judicial.

¿SON CULPABLES DE LA MORA JUDICIAL?

Claro, pues se llenan los tribunales de recursos y esto provoca más mora. La mayoría de las veces, la causan los abogados con esos excesos de litigios, y con eso de los medialawyer que se la pasan en los medios hablando de sus casos personales y son los que más se quejan de la mora judicial en los tribunales.