Temas Especiales

23 de Jul de 2021

Política

Gobierno desmiente detenciones

En tanto, el Gobierno aseguró que los indígenas voluntariamente salieron del lugar el martes

Gobierno desmiente detenciones
Por el conflicto con las unidades del control de multitudes, las clases fueron suspendidas.

El Gobierno del presidente Juan Carlos Varela salió este miércoles a desmentir que haya retenido a más de una treintena de indígenas de la comarca Ngäbe Buglé en medio de la tensión por el inicio del llenado temporal del embalse de la central hidroeléctrica de Barro Blanco.

Según la denuncia indígena, la Policía Nacional condujo el lunes a los indígenas, apostados en los predios del proyecto, al Centro Misional Jesús Obrero de Tolé, Chiriquí, sitio que luego fue custodiado para impedir que pudieran salir.

‘La decisión de ubicarles en este centro responde a la importancia de que los ciudadanos tuviesen un lugar seguro donde permanecer y se les aclaró que no tenían ninguna restricción de movilidad, entendiéndose que no estaban detenidos y que estaban en libertad de abandonar el centro si así lo deseaban', agregó un comunicado emitido por el Ministerio de Gobierno.

La respuesta gubernamental surge al día siguiente que tanto el Movimiento 10 de Abril como la Coordinadora Nacional de Pueblos Indígenas de Panamá denunciaran que hay detenidos y exigieran la liberación inmediata de las personas.

En tanto, el Gobierno aseguró que los indígenas voluntariamente salieron del lugar el martes.

‘La República de Panamá es un país que respeta los derechos humanos de todos los habitantes del territorio Nacional; por lo que el traslado realizado busca proteger la vida y la integridad física', argumentó.

Por ese conflicto, los universitarios trancaron la vía Transístmica y se enfrentaron con unidades del control de multitudes de la Policía Nacional, para rechazar el embalse y las detenciones contra los ngäbe buglé.