Panamá,25º

07 de Dec de 2019

Avatar del Lisímaco Jacinto López y López

Lisímaco Jacinto López y Lópezopinion@laestrella.com.pa

Columnistas

El mal llamado 'Reencuentro de las mil polleras'

El anuncio, en una conferencia de prensa, por parte del alcalde de la ciudad de Panamá, de que se va a CREAR un desfile llamado “REENCUENTRO DE POLLERAS”, ha causado disgusto entre las comunidades interioranas por la contradicción en las políticas de Estado, en materia turísticas.

Por Ley de la República No. 116 de 2013, se celebra en la ciudad de Las Tablas el DESFILE DE LAS MIL POLLERAS. Celebrar un “reencuentro de polleras”, 15 días después del Oficial, lo vislumbro como un despropósito y una actividad QUE VIOLENTA, LA ORDENADA POR LEY.

Pareciera ser que a un grupito de “empresarios” se le ha prendido una luz y quiere lucrar con nuestras tradiciones folclórica y se ha acercado a la Alcaldía de la ciudad de Panamá a conseguir apoyo.

TODOS los pueblos de las provincias centrales se verán afectados si estos “copiones empresarios”, apoyados por la Autoridad NACIONAL de Turismo, se salen con las suyas, improvisando un “Reencuentro de Polleras” en la ciudad de Panamá.

La ciudad de Las Tablas es solo el escenario del espectáculo más precioso en que se muestra el trabajo delicado de nuestras artesanas, al confeccionar el traje típico más bello del mundo y corresponde a todos los pueblos interioranos defender esta actividad.

Los pueblos y comerciantes de las provincias centrales, que están sufriendo la crisis económica nacional, tienen en el Desfile de las Mil Polleras, en Las Tablas, un modo de reparar sus exiguos bolsillos, con esta momentánea oleada turística y eso es bueno. Lo que es malo es que un grupito de “gentes”, con inconfesables intereses y con apoyo de la entidad oficial, que está obligada a organizar la actividad de Las Tablas, en este caso mal llamada Autoridad NACIONAL de Turismo, se convierta en autoridad LOCAL y colaboradora de esos “copiones empresarios”, para dañar y hacer fracasar la actividad ORIGINAL Y OFICIAL.

Todos los interioranos tenemos que cerrar filas y pronunciarnos, para que el Gobierno nacional ordene la suspensión del pretendido “reencuentro de polleras” en la ciudad capital. Y esta decisión tiene que ser rápida, porque ya están solicitándole a la empresa privada y a las entidades públicas que “reorienten” sus patrocinios hacia la actividad citadina, dejando huérfana a la interiorana y con futuros signos de muerte.

TODOS UNIDOS tiene que ser la consigna de los pueblos interioranos, para defender EL DESFILE DE LAS MIL POLLERAS, el segundo sábado del mes de enero, de todos los años, en la ciudad de Las Tablas, como ordena la Ley No. 116 de 2013.

Preguntas sueltas: ¿Quién financiará el “reencuentro de las mil polleras”? ¿De qué presupuestos oficiales (nacional y municipal) saldrán los fondos para sufragar ese desfile, si ya fueron aprobados y no contemplaban esas “nuevas” erogaciones?

De acuerdo al Artículo 4º. de la Ley 116, la autoridad de turismo dispondrá de Ciento Cincuenta Mil Balboas (B/150 000,00) para financiar el de Las Tablas y esos fondos SOLO se podrán usar en el Desfile de las mil Polleras, en Las Tablas.

Tableño, cédula 7.