Temas Especiales

14 de Apr de 2021

Café Estrella

Conéctate con tus ovarios

PANAMÁ. El cáncer de ovario no es el que mayor defunciones provoca ni en Panamá ni en América, aseveración que se puede comprobar en el ...

PANAMÁ. El cáncer de ovario no es el que mayor defunciones provoca ni en Panamá ni en América, aseveración que se puede comprobar en el Boletín Informativo de Cáncer en Las Américas de la Organización Panamericana de la Salud y en la página del Instituto Nacional de Estadística y Censo de la Contraloría General de la República. No obstante, 47 muertes de panameñas en 2010, por cáncer de ovario, nunca se deben tomar a la ligera, como una cifra fría, sino como féminas que han dejado de realizarse personal o profesionalmente.

ESCUCHA TUS OVARIOS

La edad promedio de las pacientes que pueden padecer de este cáncer es de 50 años en adelante.

La enfermedad en sí no presenta síntomas. En sus inicios aparecen pequeños quistes, síntomas de estreñimiento, diarrea o molestias al orinar que pueden ser controlados con cualquier medicamento y despitan cualquier anomalía.

Uno de los síntomas que presentan las mujeres con cáncer de ovario avanzado es la acumulación de líquido en el abdomen y se da por la irregularidad de los vasos sanguíneos.

‘En el caso de las mujeres de 50 años les es más difícil tener síntomas porque ya han pasado el cambio de vida por lo que no pueden ver cambios en su menstruación’, expresó Michael Liberman, médico radiólogo.

‘En el caso de las personas jóvenes es muy poco frecuente, pero se da. La única forma de prevenirlo es visitar al ginecólogo y, si presenta alguna anomalía en la menstruación, buscar un diagnóstico a tiempo, se trata de una enfermedad que se desarrolla silenciosamente’, afirmó.

La gran mayoría de los tumores de ovario (más del 90%) corresponden al llamado cáncer epitelial de ovario porque tienen su origen en el crecimiento descontrolado de las células epiteliales que forman la superficie de ese órgano, indicó el médico radiólogo.

¿CÓMO TRATARLO?

El médico radiólogo Michael Liberman argumenta que la cirugía para extirpar el tumor, tanto como sea posible, seguida de quimioterapia, es uno de los pilares del tratamiento, pero ‘la mayoría de las pacientes son diagnosticadas con esta enfermedad en estadio tardío [cuando el cáncer se ha propagado], por lo que requerirán de un tratamiento adicional’. Es decir, de un ‘complemento adicional a la quimioterapia, que actúe inhibiendo la aparición de angiogénesis o la formación de nuevos vasos sanguíneos que nutren tumores y metástasis’, el cual aportará un 50% de mejoría en la paciente con cáncer de ovario.

‘Es la primera vez en más de 30 años que venimos a ver avances médicos en el tratamiento del cáncer de ovario’, dijo refiriéndose al medicamento Avastin.