Temas Especiales

25 de Jun de 2022

Ciencia

La Senacyt reconoce a científicos distinguidos

Con el reingreso de 21 miembros del Sistema Nacional de Investigación, se refuerza el desarrollo de la ciencia en Panamá

El día de ayer la Secretaría Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación (Senacyt) entregó membresías de reingreso a 21 científicos del Sistema Nacional de Investigación (SNI), alcanzando los 83 miembros en todo el país.

El programa de la Senacyt, que este diciembre cumple nueve años de creado, ha sentado las bases para un esquema de reconocimientos al mérito y a la dedicación en las labores de investigación, y desarrollo científico y tecnológico de personas naturales o jurídicas.

El Secretario Nacional de la Senacyt, el Dr. Jorge Motta, reconoció que el SNI es la principal herramienta de su institución para apoyar a la ciencia nacional.

‘EL INVESTIGADOR MIEMBRO DEL SNI NO SOLO TIENE UNA ALTA DEDICACIÓN SINO TAMBIÉN UNA FUNCIÓN DENTRO DE LA SOCIEDAD PANAMEÑA',

DR. OMAR LÓPEZ

SECRETARIO TÉCNICO DEL SISTEMA NACIONAL DE INVESTIGACIÓN

Los científicos que por sus méritos son integrados al sistema, reciben estímulos económicos en dos partes, una personal y otra profesional. Esta última les permite avanzar investigaciones o apoyar estudiantes en el desarrollo de sus tesis.

‘Es muy grande la tarea pendiente de los miembros del SNI', destacó durante el evento el Dr. Azael Saldaña del Instituto Conmemorativo Gorgas. ‘Debemos insistir en la búsqueda de recursos económicos internacionales, lograr que la empresa privada entienda la importancia de innovar y vincularnos más con grupos extranjeros de excelencia científica'.

EXCELENCIA CIENTÍFICA

Para el Dr. Omar López, Secretario Técnico del SNI, este programa es uno de los más sólidos que mantiene la Senacyt para convertir la ciencia en un instrumento de desarrollo del país.

A su vez, admite que para reconocer a los investigadores nacionales con la membresía, se cuenta con un sistema de evaluación recurrente.

‘Cada dos años los miembros se someten a un escrutinio que realizamos por medio de miembros colegas de Sistemas Nacionales de Investigación parecidos al de Panamá, en otros países', explica.

Con ello se busca que los investigadores cumplan con una alta productividad científica —reflejada por medio de artículos publicados en revistas internacionales indexadas—, pero también se toman en cuenta otros aspectos.

Por ejemplo, científicos que muestren desarrollos tecnológicos a través de la obtención de patentes, o la publicación de libros o capítulos de libros.

‘En conjunto, la evaluación no es solamente cuantitativa sino además cualitativa', detalla. ‘Tiene que ver también con el impacto que ellos tienen en la formación académica'.

Para ello, se observa la labor del investigador en la formación de nuevos científicos, la organización de talleres o seminarios, la participación en congresos nacionales e internacionales o el apoyo que brindan a labores como la orientación de políticas nacionales de ciencia.

‘El investigador miembro del SNI no solo tiene una alta dedicación sino también una función dentro de la sociedad panameña, de divulgar el conocimiento, formar personal y hacer que la ciencia sea ese motor nuevo de desarrollo para el país', concluye.

Desde su creación en 2007, el SNI cuenta con una inversión anual de $1,300 millones, lo cual se ve reflejado en un mayor número de publicaciones científicas a nivel internacional, generación de patentes, libros y participación en congresos internacionales, así como en la formación de recurso humano en ciencia y tecnología.