20 de Sep de 2021

Mia Voces Activas

Nadkyi Duque: 'El comercio ha logrado una recuperación entre el 50% y el 60% de las ventas que nos permite la sostenibilidad'

La presidenta de la Asociación Panameña de Centros Comerciales y emprendedora en serie comparte su experiencia, su visión de país y analiza la industria comercial. Además, rechaza un nuevo cierre en caso de una tercera ola de covid-19

Nadkyi Duque (Panamá, 1980) cree que el éxito se logra con “un equilibrio entre la vida personal, espiritual y profesional”. Es la presidenta de la Asociación de Centros Comerciales (Apacecom), uno de los sectores más afectados durante la pandemia.

Nadkyi Duque, presidenta de la Asociación Panameña de Centros Comerciales (Apacecom).Cedida

Para MIA, Voces Activas, Nadkyi nos visita en nuestra redacción. Llega puntual. No hay descuido posible en su ropa. No hay rastro de tempestades en su cabello, pese a que era un día de lluvia. Su estampa es impecable. Pero más allá de su elegancia, casi perfecta, hay una mujer con humor, sencilla y auténtica, dispuesta a que una pregunta le robe alguna verdad.

Además de repasar el mercado de los centros comerciales, sector que preside y que maneja como pez en el agua, desmenuzamos su vida, su visión de país y sus propuestas.

Asegura que en estos tiempos pandémicos hay un considerable compromiso de levantar los malls, porque no debemos olvidar que “Panamá es un destino de compras”. Además destaca las reformas de los espacios para adaptarlos a las nuevas maneras de consumir, teniendo siempre en cuenta la tecnología y la seguridad para el consumidor.

Aquí una mujer gerente de su vida y del comercio nacional.

¿Quién es Nadkyi Duque?

Una mujer de fe, cuyo centro de vida es Dios, madre de tres hijos, esposa, empresaria y apasionada por todo lo que hago. Versátil, polifacética, creativa, con gran sensibilidad humana y don de gente. Incursioné en el área bancaria, en el área de ventas y hace 16 años entré al maravilloso mundo de los centros comerciales.

Echando la vista atrás, ¿qué presumes de tu ascendencia?

De mi madre, lo trabajadora, esforzada, comprometida, creativa y perseverante. De mi padre, la nobleza, la sensibilidad humana y el don de gente.

Muchas de las mujeres que alcanzan el éxito mencionan la importancia de la mentoría, ¿usted ha tenido referentes en su trayectoria profesional?

Primero, defino el éxito como un equilibrio entre la vida personal, espiritual y profesional. No podemos decir que somos exitosos si tienes carencia en alguna de estas tres áreas de nuestras vidas. Mi mentor no solo en la vida profesional, sino en todo lo que hago, es Dios, creo que todos los dones, talentos, gracia y favor son puestos por él y a nosotros nos toca desarrollarlos. De nada te sirve ser inteligente si no tienes la sabiduría para tomar las decisiones correctas, y esa sabiduría solo la da Dios. Está comprobado que podemos llegar tan lejos como queramos, pero necesitamos esa conexión con Dios para tener ese equilibrio que menciono en estos tres aspectos de nuestras vidas.

Estudios recientes muestran que más mujeres en juntas directivas llegan a mejores resultados financieros y niveles más altos de filantropía corporativa, pero las mujeres ocupan menos espacios. Las cifras en América Latina, donde las mujeres solo representan el 4,2% de los puestos de directores ejecutivos entre las 1,269 empresas que cotizan en bolsa, según la OIT. ¿Qué opinión le merecen?

100% de acuerdo, es importante tener ese balance, está comprobado que las empresas que logran ese equilibrio en sus juntas directivas tienen mayores rendimientos empresariales en cuanto a creatividad, innovación, empatía, retención de talento humano, reputación, y todo esto redunda en mayor rentabilidad para las compañías y sus accionistas.

¿Hasta cuándo considera que las conversaciones sobre igualdad de género en el contexto laboral deben tener relevancia?

Creo que los hechos hablan por sí solos. Cada vez nos ganamos más espacios en todos los niveles. A pesar de tantos obstáculos, seguiremos ese camino rumbo al crecimiento. Nuestra capacidad y resultados lo demuestran y solo las corporaciones o gobiernos que hagan los ajustes verán mejores resultados y marcarán una diferencia por encima de aquellas que no cambien su mentalidad.

Después de un año de pandemia, y siendo el ámbito de los centros comerciales casi el último de la fila para reactivarse, ¿cómo definiría la situación actual del sector que preside?

Positiva, en poco tiempo hemos logrado una recuperación entre el 50% y el 60% de las ventas, que aunque no es la óptima, nos permite la sostenibilidad de la operación, vamos por buen camino y esperamos que la implementación de políticas públicas cónsonas con la realidad que estamos viviendo, permita el reintegro del personal suspendido y que se puedan generar nuevas plazas de empleo.

Nos están afectando los cambios en los hábitos de consumo: hay mucha inseguridad financiera, los clientes establecen prioridades de compras, ajustan presupuesto, posponen... son más sensibles al precio, buscan valor agregados, las compras que hacen se centran en los precios afectando los márgenes de ganancia, el ticket promedio de compra se ha reducido en un 50%.

¿Los centros comerciales en Panamá son lugares seguros para estar y comprar?

Sí, son los lugares más seguros debido a las medidas y controles que hemos implementado en todos los centros comerciales miembros de la asociación, con el objetivo primordial de garantizar esa seguridad y tranquilidad a nuestros trabajadores y clientes.

Por ahora se ha comprobado que todas las medidas han funcionado y nuestra garantía y certificación es que hemos vuelto a recuperar la confianza y seguridad de nuestros clientes, quienes repiten sus visitas constantemente a los malls.

Tras la reapertura del comercio al por menor, ¿cuáles son las perspectivas para el sector?

Lo importante es mantenernos abiertos, que se tenga claro que volver a cerrar no es una opción; es importantísimo generar confianza para poder invertir. Ciertas noticias de posibles cierres crean incertidumbre e inestabilidad al inversionista, automáticamente se paralizan las compras y las negociaciones.

Y en caso de una tercera ola de covid-19, tal como lo han hecho otros países, ¿tampoco ve prudente un nuevo confinamiento?

Simplemente no debe ser una opción.

¿Cómo evalúa la idiosincrasia panameña en cuanto al consumismo? Hay quienes se endeudan para ocio o para compras “innecesarias”.

El panameño es muy consumista, pero eso no es malo. Lo malo es no priorizar, no tener presupuesto, no tener la cultura del ahorro.

Considero que los bancos y financieras pueden aportar como parte de la responsabilidad social en campañas o capacitación a sus clientes en guías o planes del uso adecuado del crédito y planes de ahorro.

¿Cuál ha sido la evolución de las ventas desde que comenzó la reapertura hasta hoy?

Ha podido abrir aproximadamente el 80% de los negocios. El tráfico de clientes en los malls de la ciudad varía, en su mayoría han recuperado el 50%, otros entre el 30% y 40% y en el interior del país entre un 70 y 80% en comparación con las cifras de 2019.

En algunos centros comerciales ha impactado mucho la modalidad del teletrabajo, ya que por esta opción muchas personas se fueron a vivir a la playa y son consumidores que se han perdido en la ciudad.

¿Cómo valoraría la negociación que se está haciendo con los inquilinos y cuáles son las medidas que más se están utilizando? Por otro lado, los vínculos entre 'retailers' y centros comerciales son vitales para esta recuperación, ¿cómo ha ido en Panamá?

Positiva. Se abrió entre el 70% y 80% de los negocios, los retailers son aliados estratégicos de los centros comerciales, son la columna vertebral de los malls, se lograron buenas negociaciones y descuentos en la mayoría de los casos, se otorgaron descuentos tanto en la cuota de mantenimiento como en el canon de arrendamiento entre 50% y 70% dependiendo de varios factores y de las condiciones financieras de cada mall; estos descuentos no pueden ser sostenidos en el tiempo debido a que los arrendadores también tienen compromisos con sus proveedores, con los bancos y demás gastos operativos, pero en la mayoría de los casos se llegó a buenos acuerdos.

“Lo importante es mantenernos abiertos, que se tenga claro que volver a cerrar no es una opción, es importantísimo generar confianza para poder invertir. Ciertas noticias de posibles cierres crean incertidumbre e inestabilidad al inversionista”

¿Cómo ve la adaptación de las compras 'online' de los comercios?

La modalidad de compras online en Panamá no había tenido mucho auge históricamente, sin embargo, por motivos de la pandemia muchas de las empresas tuvieron que comenzar a crear sus plataformas digitales. Esta modalidad llegó para quedarse, pero solo como un canal adicional de venta, ya que las compras que se dieron por estas plataformas en la mayoría de las empresas no superaron los dos dígitos. El panameño es sensorial, le gusta ver lo que compra, sentir la textura de la tela, probarse, ir a varias tiendas a comparar precios, vivir la experiencia, y en un medio digital la experiencia es muy fría.

¿Cuáles son las herramientas que pueden ayudar al sector a recuperarse?

Nos está haciendo mucha falta el turista, es importante volver activar el turismo en nuestro país, muchos países como México, República Dominicana, Costa Rica, han reactivado sus actividades turísticas cumpliendo con las medidas de bioseguridad y está comprobado que si hacemos cumplir estas normas, podemos convivir con el virus sin afectar nuestras economías. La clave en esto es cuidarnos y hacer cumplir las normas. El turismo es clave en la recuperación económica, como también la inversión extranjera directa (IED), agilizar el proceso de vacunación de todos los nacionales para convertirnos en destino de vacunación de la región y todo esto redundaría en beneficios para toda la cadena de valor y productiva del país desde el sector agropecuario hasta el retail.

¿Qué lectura política y económica hace de esta crisis? ¿Cómo valora la gestión del gobierno?

Ningún país estaba preparado para esta pandemia, sin embargo, si históricamente se hubiesen manejado los recursos del Estado de una manera eficiente y transparente, contaríamos con los fondos hoy para afrontar de mejor manera esta crisis sin necesidad de habernos endeudado tanto, afectando no solo a las actuales sino a las siguientes generaciones.

Este gobierno tiene el gran reto de garantizar la sostenibilidad de la Caja de Seguro Social y hacerla eficiente. Existe una crisis institucional en todos los órganos del Estado donde ocupan altos cargos personas no idóneas y sin voluntad de querer hacer las cosas diferentes, con criterios y valores para servir a la población y no para ser servidos.

Hablemos del momento que vivimos a nivel personal, ¿cómo ve el mundo desde que llegó la pandemia?

Ha sido una época difícil por la incertidumbre que se ha vivido, sin embargo, también de muchas oportunidades personales y profesionales. Lamentablemente, la crisis económica y el gran endeudamiento que viven los países contribuirá a acentuar más la brecha entre los ricos y los pobres, que a muchos tomó por sorpresa y sin previsiones.

Hay quienes dicen que hemos perdido la libertad durante la pandemia, pero también se ha ganado, ¿qué ha aprendido de usted misma en el confinamiento?

Mi punto de vista es que nos ha dejado grandes enseñanzas: nos permitió estar más tiempo en casa con nuestros seres queridos, hemos aprendido a valorar más la vida, a nuestra familia, y todo lo que tenemos; muchos han desarrollado dones que no conocían, como chef, reposteros, costureros, vendedores, y se han desarrollado más emprendimientos; han salido nuevos empresarios, nuevos negocios, nos sacó de la zona de confort, nos tocó reinventarnos y buscar oportunidades.

¿Un referente político?

Angela Merkel, por su notable sencillez, gran templanza y desprendida de lo material. José Mujica; me encanta una de sus reflexiones célebres: “Hay gente que adora la plata y se mete en la política, si adora tanto la plata, que se meta en el comercio, en la industria, que haga lo que quiera, no es pecado, pero la política es para servir a la gente”.

¿Su propósito del año?

Seguir cuidándome, compartir más con mi familia, apoyar a los emprendedores y seguir aportando a la reactivación económica de nuestro país.

¿Un aporte significativo para el país?

Haber liderado un trabajo de equipo y en conjunto con otros gremios, para posicionar a Panamá como el destino preferido de compras en Latinoamérica. Haber creado nuestra propia marca 'Panamá Black Weekend'. Por último, haber jugado un rol fundamental en impulsar la reapertura del sector comercio en una etapa tan crucial como lo ha sido esta pandemia. Todavía nos falta mucho por hacer y que Dios me dé vida para seguir aportando al crecimiento de nuestro país desde el sector privado.

An Error Occurred: Internal Server Error

Oops! An Error Occurred

The server returned a "500 Internal Server Error".

Something is broken. Please let us know what you were doing when this error occurred. We will fix it as soon as possible. Sorry for any inconvenience caused.