Temas Especiales

30 de Nov de 2020

Salud

Sprout, la primera pildora para aumentar el deseo sexual en las mujeres

Un laboratorio farmacéutico que intenta crear una píldora que estimule el deseo sexual en las mujeres dice que los reguladores exigen m...

Un laboratorio farmacéutico que intenta crear una píldora que estimule el deseo sexual en las mujeres dice que los reguladores exigen más estudios sobre el producto experimental.

Sprout Pharmaceuticals dijo este martes que la Administración de Alimentos y Medicamentos (FDA en inglés) requiere más datos acerca de cómo flibanserin interactúa con otros medicamentos y cómo afecta la capacidad de conducir. Casi el 10 % de las mujeres estudiadas en las pruebas de la compañía reportaron somnolencia al tomar la píldora diaria.

La solicitud de la FDA representa un nuevo obstáculo en la búsqueda de 15 años de la industria farmacéutica de un equivalente femenino a Viagra.

Pero en una información de prensa, la presidenta de Sprout Pharmaceuticals, Cindy Whitehead, calificó el hecho como "un paso significativo hacia la aprobación de flibanserin". Los tres estudios solicitados por la FDA son relativamente reducidos, con 25 a 50 pacientes cada uno. La compañía dijo que planea volver a presentar su solicitud a la agencia en el tercer trimestre.

El laboratorio con sede en Raleigh, Carolina del Norte, anunció en diciembre que estaba en un "impasse" con los reguladores después que la agencia rechazó la droga por segunda vez. La compañía presentó una objeción formal por la decisión de la FDA, lo que hizo que la agencia solicitara los estudios adicionales.

De ser aprobada, la píldora de Sprout sería la primera para las mujeres que reportan una falta de deseo sexual, un mercado que la industria farmacéutica ha tratado de explotar desde el éxito notable de Viagra para los varones a fines de la década del 90.

Mientras fármacos anteriores accionaban sobre los niveles hormonales, flibanserin es el primer intento por aumentar el deseo sexual actuando sobre las sustancias químicas en el cerebro que regulan el apetito y el estado de ánimo.

La carrera para desarrollar un impulsor de la libido femenina estuvo alguna vez dominada por compañías multinacionales como Pfizer Inc., fabricante de Viagra, y Procter & Gamble, pero hoy se caracteriza por laboratorios pequeños.

Sprout Pharmaceuticals, dirigido por un matrimonio, adquirió flibanserin a Boehringer Ingelheim en 2011, después que el conglomerado alemán abandonó su desarrollo tras un rechazo de la FDA. Los estudios de Boehringer indicaron que las mujeres que tomaban la píldora reportaron solo un modesto aumento en "episodios sexualmente satisfactorios".

La FDA rechazó inicialmente la píldora después que un panel de expertos votó en el 2010 unánimemente en contra citando su escasa efectividad y efectos secundarios como fatiga, mareos y náusea.

Aunque la agencia llegue a aprobar la píldora, Sprout deberá convencer a los médicos que la receten para una condición que sigue siendo considerada con algún escepticismo.