La Estrella de Panamá
Panamá,25º

18 de Oct de 2019

Tecnología

Cuando la tecnología y la belleza se asocian

‘LIV', una aplicación móvil panameña, permite obtener los beneficios de una sala de belleza en la comodidad del hogar, oficina u hotel

Adquirir productos y servicios online se ha convertido en una práctica habitual, tanto es así que los usuarios de internet en el mundo ya superan la mitad de la población global, según la nueva edición del informe elaborado por We Are Social y Hootsuite, 2018.

El sector estética se suma a esta revolución digital.

Los esposos Liliana Araúz y Mahesh Khemlani crearon ‘LIV', una aplicación panameña que cuenta con más de 50 servicios de belleza a domicilio, entre ellos: manicura, pedicura, blower , maquillaje, recogidos y depilación.

‘LIV surgió en medio de la necesidad de encontrar en un solo sitio múltiples servicios de belleza, con altos estándares de calidad y excelencia, sin que el consumidor requiera desplazarse', cuentan sus fundadores.

Detallan que la idea surgió tras un incidente el día de su boda. El profesional comprometido en maquillar y peinar a Araúz alegó haber sufrido un accidente, por lo que no pudo atenderla. No les quedó otra opción que contratar, a última hora, maquillistas de un salón de belleza cercano, para que la atendieran en el hotel.

‘No sabía si me iba a gustar, cómo me harían lucir, no había visto fotos de sus trabajos, ni pude saber si sus clientes estaban satisfechas con su estilo de maquillar y de peinar”, dice Araúz. Esta vivencia provocó la entrada de la plataforma móvil al mercado en el 2016.

‘LIV surgió en medio de la necesidad de encontrar en un solo sitio múltiples servicios de belleza, con altos estándares de calidad y excelencia, sin que el consumidor requiera desplazarse'

Según ‘Futuro Digital en Perspectiva', informe publicado por comScore (compañía de investigación de marketing en Internet) sobre los hábitos de consumo digital, el uso de aplicaciones móviles representa más del 80% del tiempo que se emplea utilizando los teléfonos celulares.

Entre los beneficios de las apps está ‘evitar el caos vehicular, la molestia de hacer filas o tomar un número de espera', asegura la fundadora de LIV, servicio que cuenta con un equipo profesional que se traslada al hogar, oficina u hotel en la hora y fecha establecidas, previa cita.

‘El cobro de los servicios se realiza a través de tarjeta de crédito Visa o Master Card vía un servidor, el mismo con el que se procesan los pagos de ENA Corredores y Cable and Wireless', aseguran sus fundadores.

El proceso de selección del equipo de profesionales dura varios días. Empieza con una entrevista personal y con la entrega de documentación (referencias, diplomas de cursos de belleza y seminarios). Se evalúan sus habilidades a través de pruebas simuladas de los servicios que ofrecen y completan una prueba psicológica.

Muchos (estilistas) que lo empiezan no son aceptados en la plataforma. ‘Al final del día, los clientes serán los que juzgan por el trabajo recibido' dice Khemlani, CEO de LIV.

La aplicación tiene un sistema con el cual los clientes califican el servicio y dan sus opiniones sobre los estilistas.