Temas Especiales

22 de Oct de 2020

Deportes

Conecta leñazo a la adicción

EEUU. El pelotero Josh Hamilton, de los Vigilantes de Texas, dejó atrás su adicción a las drogas y el alcohol, para trasladar esas ansia...

EEUU. El pelotero Josh Hamilton, de los Vigilantes de Texas, dejó atrás su adicción a las drogas y el alcohol, para trasladar esas ansias al diamante.

El jardinero de 31 años de edad hasta ayer lideraba dos departamentos en la Liga Americana de las gran carpa.

Hamilton, quien admitió haber tenido una recaída con el alcohol a principios de año, lidera los departamentos de cuadrangulares (18) y remolcadas (49). Mientras que en el promedio de bateo es segundo con .379, especialidad que lideró hasta hace dos días.

La clave del éxito del rehabilitado y decimosexto jugador en la historia de las Mayores en conectar 4 cuadrangulares en un mismo partido se basa en la ayuda espiritual.

‘Pienso en lo que Dios ha hecho en mi vida, y todo lo que yo he hecho para echarlo a perder’, comentó Hamilton.

‘Lo que Dios me ha permitido hacer, para volver de todo lo que he pasado y aún así ser capaz de jugar al nivel que juego - es bastante increíble pensar sobre eso’.

La recaída que tuvo el pelotero zurdo a principio de año sacaron a relucir las viejas preguntas y dudas sobre los riesgos que enfrentaban los Vigilantes al firmarlo a largo plazo, y el aumento gradual de la presión sobre su desempeño en la temporada.

Pero Hamilton responde de la mejor manera en los campos de juego y ha encontrado una casa en Texas, con un gran sistema de apoyo y un grupo de compañeros que velan por él y lo consideran como familia.