Temas Especiales

16 de Apr de 2021

Deportes

Bale y Kaká, capítulo cerrado

MADRID. El club Real Madrid acaparó toda la atención en el mercado de fichajes que cerra ayer, luego de fichar al jugador galés Gareth B...

MADRID. El club Real Madrid acaparó toda la atención en el mercado de fichajes que cerra ayer, luego de fichar al jugador galés Gareth Bale y permitir que el brasileño Kaká regresara al Milan de Italia.

La operación por el ex jugador del Tottenham de Inglaterra finalmente se cerró el 91 millones de euros (120 millones de dólares), con un sueldo de 7 millones netos por temporada para el jugador.

Por su parte, el astro brasileño se va a préstamo por dos temporadas al club rossonero, en una operación que puso fin a los problemas del jugador que no tuvo un buen pasar por el Santiago Bernabéu.

LLEGADA DE BALE

Real Madrid presentó a Gareth Bale a decenas de miles de aficionados que se congregaron en el estadio Santiago Bernabéu ayer lunes y hablando en español, el futbolista dijo que ‘para mí es un sueño jugar para el Real Madrid’ y agradeció a los simpatizantes por una “gran bienvenida’.

Al alinearlo junto a Cristiano Ronaldo, el nuevo técnico del Madrid, Carlo Ancelotti, tendrá uno de los ataques más formidables en el mundo comparable con el campeón Barcelona, que tiene a Lionel Messi y su flamante adquisición Neymar.

El galés calificó a Cristiano como ‘el mejor del mundo’.

‘El es el jefe, quiero aprender todo lo que pueda de él. No creo que necesite ayudarle, ha demostrado que es el mejor del mundo. Estoy deseando empezar este desafío’, agregó

‘Esto es un sueño totalmente para mí’’, afirmó Bale en una conferencia de prensa. ‘Como ha dicho el presidente (Florentino Pérez), se han esforzado muchísimo desde el principio y yo quería convertir mi sueño en realidad. Me encanta que mi futuro empiece aquí’.

‘Quiero jugar mi mejor fútbol, ayudar al equipo y creo que no tengo presión en ese sentido’, agregó. ‘La presión viene de mí mismo, dar lo máximo y ayudar al equipo a ganar’.

En cuanto a su posición en la cancha, el futbolista dijo que habló brevemente con el técnico Carlo Ancelotti, quien todavía no le ha adelantado nada. Agregó que le gusta jugar en distintas posiciones. ‘El año pasado lo hice en varias y donde quiera el entrenador ahí voy a jugar mejor’, afirmó.

Bale dijo además que llevará el número 11 de un histórico en el Real como Paco Gento’.

EL REGRESO DE KAKÁ

El Milan anunció oficialmente ayer la contratación del brasileño Kaká, tras un acuerdo con el Real Madrid y el propio jugador, quien regresa después de cuatro años al club donde vivió el mejor momento futbolístico de su carrera.

‘Kaká estaráen Milán, él quería con toda la fuerza volver al Milan y hoy (ayer), no sirven demasiadas palabras, basta un abrazo y en nuestra casa volverá a ser como antes’, manifestó el club italiano en su portal de internet.

‘Vuelvo a casa, estoy feliz, realmente contento de volver, no veo la hora de jugar en San Siro’ , declaró Kaká a un canal de televisión de Sky cuando estaba por embarcarse en Madrid con rumbo a Milán.

Kaká, quien vestirá la camiseta con el número 22, dijo que había visto el triunfo del Milan el domingo por 3-1 ante el Cagliari por la segunda fecha de la Serie A de Italia.

‘Ayer vi el partido y estoy contento de que haya marcado un gol Robinho, pienso que podré vivir tantas otras alegrías con el Milan. He recibido tantos mensajes de amigos y tifosi, agradezco a todos por estas demostraciones de afecto’’, agregó.

Unos 200 tifosi esperaron a Kaká a la salida del aero puerto de Milan con gritos y saludos alusivos, hasta que se subió al automóvil que lo llevó para realizar los controles médicos.

El jugador llegó acompañado por el vicepresidente del club, Adriano Galliani, quien se declaró muy satisfecho por el acuerdo a que llegó con el Madrid.

Destacó que el brasileño había hecho un gran esfuerzo económico para firmar con el Milan por amor a su camiseta, aludiendo a que ganará la mitad de lo que recibía en Madrid.

El Milan no entregó cifras sobre su traspaso, pero la Gazzetta dello Sport informó que el brasileño firmó un contrato por dos años.